jueves, 5 de julio de 2007

CONCLUSIONES ESENCIALES Y DEFINITORIAS SOBRE CONVIVENCIA ESCOLAR EN LA VILLA DE MADRID*

1.-Si la violencia escolar se deslizara, empujada por las circunstancias, a través de los centímetros que contiene un metro, podríamos afirmar que en la villa de Madrid y en el transcurso de los meses de Octubre y Noviembre ,año 2006, aquélla se aposentó, según todos los agentes educativos, en el centímetro veinticinco, (centil25), posicionamiento que constata su existencia, aunque moderadamente baja, sostenible, soportable, y lo más importante, susceptible de ser intervenida por la administración educativa y demás servicios del Ayuntamiento de Madrid, a efectos de dejarla ahí posicionada, o reducir su presencia e intensidad en cotas más bajas.

2.-Los alumnos de la villa de Madrid son los agentes educativos que más han desplazado a la violencia escolar de aquella posición, situándola en el centil 31, ubicación, por evidente “aceptable”, aunque debe tomarse en consideración este recorrido para que la conflictividad y desavenencias en las aulas no se vayan de las manos y quede la violencia descontrolada.

3.-El resto de agentes educativos, maestros, profesores, equipos directivos docentes, padres/madres de alumnos y empleados escolares han estabulado a la violencia escolar entre los centiles 21-23, que reseñan y constatan cierta naturaleza amable de la misma, a la par que su escasa incidencia, aunque insistimos, está ahí, dispuesta a dispararse si las circunstancias o ciertos agentes se mueven .

4.-Entre las circunstancias que pueden gatillar la incipiente violencia escolar, presente en los colegios e institutos de la villa de Madrid, destacan, de mayor a menor incidencia los que siguen;

4.1.-Ausencia o ineficacia de controles, por parte de los equipos directivos docentes y claustro de profesores, de comportamientos tramposos, singularmente tres de los quince propuestos en la investigación: ataques sexuales, actuaciones raciales y xenófobas , y las intimidaciones y extorsiones, comportamientos criminógenos a los que se debería declarar tolerancia 0, medida que consideramos imprescindible, de inicio, y a esperas de resultados, la más prudente, instrumentada aquella medida radical a efectos de detenerla, y recluirla y no permitir que se revuelva y con el tiempo a su favor se transforme en segundas, terceras violencias, alimentando así un ciclo que se puede ir de las manos y descontrolarse.
4.2.-Ausencia o ineficacia en la gestión y tratamiento de medidas académicas y de seguridad, muchas veces no cumplimentando lo que el sentido común y la prudencia obligan, y otras, haciendo lo que cualquier experto considera no aconsejable, p.e., confiar cualquier plan de mediación y negociación escolar en maestros y profesores, frente a la alternativa de situar al frente de estos programas a los alumnos.
4.3.-Ausencia de proyectos educativos en los centros escolares que generen estilos de vida y que alimenten valores aceptados por la comunidad escolar y la sociedad , reflejados en la Constitución, donde reinen el diálogo, la participación, solidaridad, y el respeto activo de la diversidad , reflejados estos y demás valores consensuados en los reglamentos respectivos de los centros escolares.
4.4.-Inexistencia o deterioro de instalaciones estructurales, recursos y servicios, en su caso, suficientes para degradar la calidad de vida en las aulas y dependencias, de modo que sirvan para generar climas degradantes, capaces de deteriorar las relaciones docentes y de armonía en colegios e institutos.
4.5.-Deterioro del contorno escolar por ausencia de actuaciones preventivas sobre indicadores de inseguridad, como es el caso de trapicheo de drogas y estupefacientes, presencia de bandas y tribus juveniles urbanas, alta densidad de bares y tabernas, y exceso de basuras y escombros, muy próximas a colegios e institutos.

5.-La circunstancia que más favorece la implantación de la violencia escolar y su desarrollo progresivo, deslizándose la misma sobre los centímetros del metro, coincide, según los agentes educativos, en la ausencia o ineficacia por parte de los equipos directivos en atajar la indisciplina en las aulas y dependencias escolares, consintiendo y tolerando comportamientos tramposos como es el caso reiterativo de uso de móviles en el transcurso de las clases, mascar chicles, vestir incorrectamente, mostrar afectos acompañándolos de obscenidades escandalosas, etc, y criminales, como es el caso aludido anteriormente de xenofobia, ataques sexuales, intimidaciones y amenazas, junto a prácticas de matonismo y acoso escolar.

6.-Los agentes educativos han situado a los comportamientos tramposos, delictivos y criminógenos, en el centil 46, que sobrevuela sobre aquella violencia escolar, facilitando la movilidad y el discurso de la misma, de manera que se puede afirmar una relación entre ellas del veinticinco por ciento, es decir “de cada cien casos de violencia escolar o implemento de la misma, el 25% de los mismos se atribuyen a la presencia o incremento de comportamientos tramposos, delictivos y criminógenos”.

7.-En consecuencia, una de las medidas prioritarias que se deberían adoptar por los servicios competentes de la villa de Madrid para frenar, reducir o eliminar a la violencia escolar consistiría en reducir la intensidad de los comportamientos tramposos, delictivos y criminales presentes en los centros escolares y advertir mediante “observatorios” de aquellos no presentes, pero que pueden surgir en los recintos escolares como consecuencia de estilos de vida novedosos, contraculturales, subculturales, etc, que se vayan generando en las interacciones sociales y en los procesos de globalización .

8.-En cualquier caso, los comportamientos tramposos, delictivos y criminógenos detectados y denunciados en la villa de Madrid han sido posicionados por los agentes educativos en una ubicación cómoda, por ahora, sostenible, soportable, aunque raya con la frontera y límite del riesgo y espacios de las primeras advertencias, amenazas que deben empezar a considerarse por los servicios competentes y singularmente por aquellos “observatorios”.

9.-Consecuente y a partir de lo pronunciado hasta aquí, podemos afirmar que en la villa de Madrid tenemos, de un lado, violencia escolar “notablemente baja” y de otro, comportamientos tramposos, delictivos y criminógenos “aceptables y soportables”, y esta formulación es el tono que se repite, con insistencia, por parte de todos los agentes educativos madrileños, a excepción de los alumnos que pican más alto en violencia escolar, aunque se mantienen, al igual que el resto, en la almohadilla de la “aceptabilidad y soportabilidad” de los comportamientos tramposos, delictivos y criminógenos

10.-Los agentes educativos concluyen y recomiendan las siguientes actuaciones académicas para frenar /neutralizar la violencias escolar, en primer lugar, y elegido este puesto por alumnos, profesores, equipos directivos docentes, ampa y empleados escolares, “compromiso del equipo directivo para atajar la indisciplina”, y en segundo lugar, “reglamentar las conductas tramposas”; y sensu contrario, los agentes educativos rechazan cualquier solución que pase por la promoción de juegos escénicos de agresores-víctimas.

11.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes a soluciones de seguridad activa y pasiva, los agentes educativos señalaron como mejor remedio para frenar y controlar a la violencia escolar el aprendizaje por parte de los equipos directivos, profesores y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación del matonismo escolar y riñas tumultuarias; y sensu contrario, rechazo absoluto a cualquier solución que venga de registros por comisionados de empresas de seguridad en los accesos de colegios e institutos, instalar cámaras monitorizadas en dependencias e instalaciones escolares .

12.-Consecuentemente, -las actuaciones, medidas, soluciones, tanto académicas como de seguridad que proponen los agentes educativos para frenar, erradicar a la violencia escolar, empujándola hacia atrás, obligándola a su reclusión entre los diez primeros centímetros (1-10 centiles) pasan por tres ejes, a saber:

12.1.-Compromiso de los equipos directivos escolares para atajar la indisciplina en colegios e institutos, elegida esta variable en primer lugar entre las once propuestas y con las puntuaciones directas más altas por parte de todos los agentes educativos consultados.
12.2.-Reglamentar las conductas tramposas (elegida en segundo lugar por los agentes educativos)
12.3.-Aprendizaje por parte de equipos directivos escolares, profesorado, y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación de matonismo, acoso escolar y riñas tumultuarias.

Actuaciones nefastas académicas y de seguridad para frenar la violencia escolar
14.-Los alumnos requieren con prioridad una medida de seguridad para frenar la violencia que pudiera venir del contorno que consiste en situar en los accesos a los colegios e institutos a comisionados de empresas de seguridad a fin de impedir el acceso a individuos violentos, integrantes de bandas juveniles y tribus urbanas, no identificados como alumnos de los centros escolares.

15.- Los alumnos están en la creencia de que cada dos profesores, uno de ellos, rechazará y reprobará el matonismo y acoso escolar, y el otro se volverá de espalda o se desentenderá del asunto o problema, añadiendo que sólo un 40% del profesorado que reprobó será proactivo frente a aquellas conductas matonas y de acoso, mediando entre matones y víctimas, es decir sólo serán operativos en esta línea un 20% de los equipos docentes.

16.-A la cuestión de si tuvieran la ocasión de certificar la seguridad de sus colegios e institutos, a nivel estructural (cerramientos, vallas, equipamientos, planes de emergencias, prestaciones de seguridad, etc), la calificación de cada uno de los agentes educativos en términos de tolerables, notables y excepcionales fueron las que siguen, a saber:
16.1.-Alumnos…………………82%
16.2.-Maestros/profesores….86%
16.3.-Equipos directivos
docentes ……………….95%
16.4.-Padres, madres de
alumnos……………….93%
16.5.-Empleados escolares..86%

17.-Las prácticas de matonismo o acoso escolar entre alumnos es conocido en cada colegio e instituto por:
17.1.-el 20 % de los alumnos
17.2.-el 27% de profesores
17.3.-el17% de los equipos directivos docentes
17.4.-el 15% de padres /madres de alumnos
17,5.-el 5% de los empleados escolares

18.-No prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, violentos, racistas, etc
18.1.-según los alumnos, en el 23% de los centros escolares
18.2.-según profesores, en el 15%
18.3.-según los equipos directivos, en el 17%
18.4.-según padres/madres de alumnos, en el 15%
18.5.-según los empleados escolares, en el 5%

19.- La convivencia escolar según los alumnos se ha situado en una puntuación directa de 24,14, que corresponde a un centil 31,33.

20.-Los factores que más pueden incidir a que la convivencia aludida se transfiera a desavenencias, y por ende a la violencia, son entre otros los derivados de:

20.1.-Ausencia/ineficacia de controles por parte de los centros docentes en el tratamiento y gestión de los comportamientos tramposos y hostiles
20.2.-Ausencia/ineficacia de actuaciones académicas y extraacadémicas frente a la violencia escolar

21.-Los alumnos recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones académicas para favorecer la convivencia en los centros escolares, a saber

21.1.-Compromisos entre los equipos directivos docentes para atajar la indisciplina
21.2.-Promover a la creación de alumnos consejeros, neutrales, para negociar los conflictos escolares
21.3.-Crear un voluntariado de padres que colabore a la generación de un buen clima en la escuela
21.4.-Proporcionar teléfonos de contacto a las víctimas escolares
21.5.-Reglamentar las conductas tramposas, y
21.6.-Participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar conflictos

22.-No alcanzan significación estadística suficiente para paliar las desavenencias en la escuela e institutos aquellas medidas que traten a nivel académico actividades orientadas a crear programas asertivos para víctimas, juegos de simulación, promoción de debates entre agresores y víctimas, y cualquier juego escénico que plantee escenas o escenarios de agresores/víctimas.


23.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes en exclusividad a la seguridad, los alumnos instan las que siguen, y por el siguiente orden, a saber.

23.1.-Aprendizajes por parte de equipos directivos escolares, profesorado, y alumnos, de procedimientos y actuaciones protocolarias referentes a situaciones invasivas violentas en los recintos escolares, riñas tumultuarias, secuestros, homicidios, etc
23.2.-Impedir a través de comisionados de empresas de seguridad el acceso de individuos violentos, integrantes de bandas y tribus juveniles
23.3.-Son irrelevantes aquellas actuaciones vinculadas a emplazamientos de cámaras en los accesos a los colegios /institutos, y en el resto de dependencias escolares


24.-El señalamiento de comportamientos tramposos por parte de los alumnos en el conjunto de centros escolares se ha situado en la puntuación 35,01, correspondiente al centil 45, que indica presencia manifiesta de los mismos bajo la consideración de aceptable aunque con tendencia, si no se interviene a que aquéllos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave a la convivencia escolar.

En relación a los comportamientos tramposos/delictivos, incluso criminales, señalados de manera cualitativa por los alumnos y acorde con la escala correspondiente como muy graves, se destacan los que siguen:
A .Los ataques sexuales están presentes en un 7,56% de los centros escolares
B-Las actuaciones raciales están presentes en un 5,92% de los centros escolares
C.-La intimidación y extorsiones están presentes en un 9,86%
D.-Los hurtos y robos, en un 7,23%
E.-Los enfrentamientos de alumnos con adultos y profesores, están presentes en un 10,10% de los centros escolares
F.-Falsificar y estafar, en el 6,90% de los centros docentes
G.-Reñir con iguales en el 19%
H.-El enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles de grave y muy grave, en su caso, alcanza al porcentaje del 25% de los centros escolares consultados
I.-Las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso, alcanzan el porcentaje del 22%
J.-Las payasadas de carácter grave están presentes en un 45% de los centros escolares
K.-El uso excesivo del móvil con afán de distraer la atención en las aulas en un 25% de los centros escolares
L.-Masticar chicle en el transcurso de las clases esta presente en el 17% de los centros docentes
LL.-Visten de manera provocativa e incorrecta en un 17% de los centros
M.-Despliegan afectos acompañados de actos obscenos, con carácter escandaloso, en un 7% de colegios e institutos

25.-Las fugas escolares con carácter muy notables alcanzan los porcentajes del 2,30%, y con la singularidad de notables el 30,26%

26.-Un 20, 39% tiene conocimiento de prácticas de matonismo o acoso entre alumnos en colegios e institutos

27.-Los alumnos se posicionan que un 51,64% del profesorado, ante conductas de matonismo o acoso entre alumnos, se colocan en actitudes evidentes de rechazo y reprobación, mientras que un 48,35 % de los equipos docentes adoptan otras actitudes o ninguna.

28.-Añaden, que de ese profesorado proactivo frente al matonismo escolar, el 79,27% media e interviene entre matones y víctimas, lo que significa que sólo un 40,29% del profesorado es peculiarmente significativo y proactivo frente al matonismo escolar, quedando el resto al pairo de estas actitudes y comportamientos eversivos.

29.-Un 4,93% califican deficiente la certificación de seguridad estructural en colegios e institutos, mientras que un 5,92% los sitúan de excepcionales. Aceptando los criterios de tolerables, notables y excepcionales, los alumnos han colocado la seguridad estructural de los colegios e institutos en el porcentaje de 81,24%.

30.-Un 22,69 % de centros escolares en sus reglamentaciones no prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas, violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.


31.-El 96,15% de maestros y profesores, ocupados en los colegios públicos, privados, concertados e institutos de la villa de Madrid ha señalado que el objetivo fundamental de los colegios e institutos consiste en brindar un ambiente sereno y tranquilo, donde los alumnos desarrollen el máximo potencial académico, emocional y social(los alumnos señalaron el 96,05%)

32.-Los resultados de la investigación sobre el sentido de la convivencia/violencia de maestros/profesores en la villa de Madrid son los que siguen:

32.1.-La convivencia escolar se ha situado en una puntuación directa de 17,24, correspondiente al centil 22,38.
32.2.-Los factores que más pueden incidir a que la convivencia aludida se transfiera a desavenencias y por ende a violencia, son entre otros y por el siguiente orden, los derivados de:

32.2.1.-Ausencia de controles de comportamientos tramposos, hostiles, y violentos
32.2.2.-Ausencia de medidas académicas que frenen las desavenencias

32.2.3.-Ausencia o escaso control de los contornos escolares

32.2.4.-Diseño de nuevas instalaciones, dependencias, estructuras y recursos que favorezcan la convivencia

32.2.5.-Actitudes proactivas favorecedoras de la convivencia escolar en los proyectos educativos, diseños y reglamentaciones

33.-Los maestros /profesores recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones académicas para favorecer la convivencia en los centros escolares, a saber:

33.1.-Compromisos del equipo directivo para atajar la indisciplina

33.2.-Reglamentar las conductas tramposas

33.3.-Participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar conflictos

33.4.-Promover alumnos en calidad de consejeros /neutrales/negociadores en conflictos escolares

33.5.-Crear programas asertivos para víctimas escolares

33.6.-Proporcionar teléfonos de contacto a las víctimas escolares

33.7.-Promover debates entre agresores y víctimas supervisadas por el equipo directivo escolar

33.8.-Juegos de simulación de conductas tramposas entre alumnos

33.9.-Juegos escénicos de agresores victimas


34.-Sólo la provisión de tarjetas de identificación a todos los miembros de la comunidad escolar que autorice accesos, circulación y presencia en aulas e instalaciones fue descalificada por el colectivo docente entre las propuestas.

35.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes en exclusividad a seguridad, los maestros y profesores señalan las que siguen, y por el siguiente orden, a saber:

35.1.-aprendizaje de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de matonismo escolar
35.2.-aprendizaje de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de riñas tumultuarias
35.3.-aprendizaje de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de secuestros escolares
35.4.-aprendizaje de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de amenazas de explosivos, y cualquier práctica de homicidios.
35.5.-son irrelevantes y descalificadas cualquier medida que haga referencia a instalar vallas y cerramientos altos, emplazamiento de cámaras en accesos a los centros escolares, situar a comisionados de empresas de seguridad que controlen los accesos a los colegios e institutos; colocar cámaras monitorizadas en instalaciones deportivas, comedores y lugares de aseo, y proceder a cualquier clase de registros por empresas de seguridad en los accesos a colegios e institutos.


36.-El señalamiento de comportamientos tramposos por parte de maestros y profesores en el conjunto de centros escolares se ha situado en la puntuación 33,41, correspondiente al centil 43,36, muy próximo al alcanzado por los alumnos, centil 45, que indican la presencia de los mismos bajo la consideración de “aceptables, aunque con tendencia, si no se interviene a que aquellos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave a la convivencia escolar.


37.-En relación a los comportamientos tramposos /delictivos, incluso, criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza muy grave, maestros y profesores destacan los que siguen:

A.-ataques sexuales, 12,93%
B.-actuaciones raciales, 11,53%
C.-intimidación y extorsiones, 11,88%
D.-hurtos y robos, 15,53%
E.-enfrentamiento alumnos con adultos y profesores, 13,98%
F.-falsificar, estafar, 11,88%
G.-reñir con iguales, 13,63%
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles de grave y muy grave, en su caso, alcanza al porcentaje del 24,46%, muy próximo al 25 % señalado por los alumnos.
I.-las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso alcanzan el porcentaje de 19,57, próxima también al señalamiento de alumnos, con un 22%.
J.-las payadas de carácter grave están presentes en un 27% de los centros escolares
K.-el uso excesivo del móvil con afán de distraer la atención en las aulas se señala con un peso del 18,17% de los centros escolares
L.-masticar chicle en el transcurso de las clases está presente en el 15% de los centros
LL.-visten de manera provocativa e incorrecta en el 13,63 de los centros escolares
M.-se despliegan afectos, acompañados de actos obscenos, con carácter escandaloso, en un 8,39% de los centros escolares

38.-las fugas escolares con carácter de muy notables alcanzan los porcentajes del 0,34%, y con la singularidad de notables, el 3,14%.

39.-Un 26,92% tiene conocimiento de prácticas de matonismo o acoso entre alumnos en colegios e institutos

40.-Un 93,35 % de maestros y profesores se posicionan en actitudes de rechazo ante el matonismo y acoso escolar,

41.-Y añaden, que de ese abultado profesorado proactivo frente al matonismo escolar , un 89,51% declara estar abierto a mediar e intervenir entre matones y víctimas, lo que resulta un 83% del colectivo docente preparado y motivado en participar en la mediación escolar .

42.-Un 0,34 %califica la certificación de seguridad estructural en colegios en institutos de muy desfavorables, mientras que un 4,54% la sitúa en el carácter de excepcional. El sumatorio de criterios tolerables, notables y excepcionales alcanzan a la posición del 86%.

43.-Un 15,03% de centros escolares en sus reglamentaciones no prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas, violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.

44.-El sentido de la convivencia/violencia escolar de padres/madres de alumnos en la villa de Madrid es el que sigue:

44.1.-la convivencia se ha situado en una puntuación directa de 16,71 correspondiente al centil 22.

44.2.-los factores, según padres/madres de alumnos, que más pueden incidir a que la convivencia se transfiera a violencia, son entre otros, y por el siguiente orden, los derivados de:

44.2.1.-ausencia o escaso control de comportamientos tramposos
44.2.2.-ausencias o escasas actuaciones académicas y extraacadémicas
44.2.3.-contornos escolares agresivos /violentos
44.2.4.-instalaciones y recursos inadecuados que favorecen la violencia
44.2.5.-actitudes desfavorables o poco favorables a la implantación de proyectos educativos donde se integren reglamentos consensuados y filosofías educativas que tengan en cuenta el valor de la convivencia.

45.-Padres/madres de alumnos recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones académicas para favorecer la convivencia en los centros escolares, a saber:

45.1.-compromiso del equipo directivo para atajar la indisciplina
45.2.-participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar conflictos
45.3.-proporcionar teléfonos de contacto a las víctimas escolares
45.4.-reglamentar las conductas tramposas
45.5.-crear programas asertivos para víctimas escolares
45.6.-promoción de alumnos consejeros /neutrales, con capacidad para negociar en los conflictos escolares
45.7.-crear un voluntariado de padres que colabore a la generación de buenos climas en la escuela
45.8.-promover debates entre agresores y víctimas supervisados por el equipo directivo escolar
45.9.-juegos de simulación de conductas tramposas entre alumnos
45.10.-proveer de tarjetas de identificación a todos los miembros de la comunidad escolar que autorice accesos, circulación y presencia en aulas /instalaciones

46.-Solo juegos escénicos de agresores/víctimas fue descalificada por padres/madres de alumnos entre las propuestas.

47.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes en exclusividad a seguridad, padres/madres de alumnos señalan las que siguen, y por el orden que se reseña, a saber:

47.1.-aprendizaje por parte del equipo directivo escolar, profesorado y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de riñas tumultuarias.

47.2.-aprendizaje por parte del equipo directivo escolar, profesorado y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación de matonismo escolar.

47.3.-aprendizaje por parte de equipo directivo escolar, profesorado y alumnos de actuaciones y procedimientos preventivos en evitación de secuestros escolares.

47.4.-aprendizaje por parte de equipo directivo escolar, profesorado, alumnos, de actuaciones y procedimientos en evitación de amenazas de explosivos, y cualquier práctica de homicidios.

47.5.-emplazar cámaras en los accesos de colegios e institutos

47.6.-impedir a través de comisionados de empresas de seguridad el acceso de individuos violentos, integrantes de bandas y tribus urbanas, no identificados como alumnos de colegios e institutos.

47.7.-instalar vallas y cerramientos altos y contundentes

47.8.-situar a comisionados de empresas de seguridad que controlen accesos a centros escolares

47.9.-situar cámaras monitorizadas en instalaciones deportivas, comedor y lugares de aseos

47.10.-registrar a través de comisionados de empresas de seguridad el acceso de individuos violentos a colegios e institutos

48.-Ninguna de las propuestas referentes a seguridad han sido descalificadas por los padres/madres de alumnos, constituyendo el colectivo que más apuesta por medidas de seguridad activa y pasiva para neutralizar /erradicar la violencia.

49.-En síntesis, padres/madres de alumnos proponen tres líneas de actuación para erradicar la violencia escolar, la primera, compromiso de los equipos directivos para atajar la indisciplina, segunda, aprendizaje por parte de los equipos directivos escolares, profesorado y alumnos de actuaciones preventivas en evitación de riñas tumultuarias, matonismo escolar, amenazas de explosivos y cualquier intención de atentar contra las personas, y tercera, emplazar cámaras en los accesos y demás dependencias de los centros escolares.

50.-El señalamiento de comportamientos tramposos en el conjunto de centros escolares se ha situado en la puntuación 38,38 correspondiente al centil 50, exactamente en la media, que indican presencia evidente y constatada de los mismos bajo la consideración de “aceptables”, aunque con tendencia, si no se interviene a que aquellos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave en la convivencia escolar.

51.-En relación a comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados de maneras cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza muy grave, padres/madres de alumnos destacan los que siguen:
A.-ataque sexuales, en el 38,23% de los centros escolares
B.-actuaciones raciales, 36,02%
C.-intimidaciones y extorsiones, 36,02
D.-hurtos y robos, 36,76
E.-enfrentamiento de alumnos con profesores y adultos, 35,29%
F.-falsificar, estafar, 33,08%
G.-reñir con iguales, 5,14
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles de grave y muy grave, en su caso, alcanza, según padres/madres de alumnos al 43% de los centros escolares
I.-las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso, alcanzan el porcentaje del 40%
LL.-visten de manera provocativa e incorrecta, 6,61%
M.-se despliegan afectos, acompañados de obscenidades, con carácter escandaloso en el 25% de los centros escolares.

52.-Las fugas escolares con carácter de muy notables alcanzan los porcentajes del 0%, y con la singularidad de notables, el 5,14%

53.-Padres /madres tienen conocimiento de prácticas de matonismo o acoso escolar en un 16,91% de centros escolares

54.-Padres y madres de alumnos están en la creencia de que un 90% del profesorado, ante conductas de matonismo o acoso entre alumnos, se sitúa en actitudes evidentes de rechazo y reprobación.

55.-Y añaden, que de ese abultado porcentaje, un 87% de aquellos que reprobarían, además mediarían e intervendría entre matones y víctimas, lo que sitúa al colectivo docente, según padres/madres de alumnos en calidad de excepcionales mediadores y muy ocupados en favorecer la convivencia escolar.

56.-Nadie del colectivo de padres/madres ha señalado como muy desfavorable la seguridad de los colegios/institutos, mientras que un 5,14% han sido certificado de excepcionales. El sumatorio de criterios tolerables, notables y excepcionales alcanzan a la posición del 93%, dato muy relevante porque redunda las percepciones que tienen los colectivos ciudadanos en los contornos escolares, situado también en esas cotas, confirmando , aquí y ahora, que colegios e institutos son los lugares más seguros del barrio.

57.-Según los padres de alumnos un 14,70% de centros escolares en sus reglamentos no prohíben pegatinas, que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas, violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.

58.-El sentido de la convivencia/violencia escolar según los equipos directivos escolares es el que sigue:

58.1.-la convivencia escolar se ha situado en 16,53, correspondiente al centil 22
58.2.-los factores que más pueden incidir para que la convivencia aludida se transfiera a desavenencias, y por ende a la violencia, son entre otros, y por el siguiente orden, los derivados de:
58.2.1.-ausencia o ineficacia de controles de los comportamientos tramposos
58.2.2.-ausencia o ineficacia de actuaciones académicas y extraacadémicas que favorezcan la convivencia escolar
58.2.3.-contornos precipitadotes de violencia
58.2.4.-ausencia o nulas actitudes preactivas favorecedoras de convivencia escolar en proyectos educativos, diseños y reglamentaciones
58.2.5.-instalaciones inadecuadas y recursos insuficientes


59.-Los equipos directivos escolares recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones académicas para favorecer la convivencia en los centros escolares, a saber:

59.1.-compromiso del equipo directivo para atajar la indisciplina
59.2.-reglamentar las conductas tramposas
59.3-participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar conflictos
59.4.-crear programas asertivos para víctimas escolares
59.5.-promover debates entre agresores victimas supervisado por el equipo directivo escolar
59.6.-proporcionar teléfonos de contacto a las victimas escolares
59.7.-promoción de alumnos en calidad de negociadores en conflictos escolares
59.8.-crear un voluntariado de padres que colaboren a generar buenos climas en la escuela

60.-La provisión de tarjetas de identificación a todos los miembros de la comunidad escolar que autorice accesos, circulación y presencia en aulas e instalaciones ha sido descalificada por los equipos directivos docentes como propuesta viable, entre las académicas.

61.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes en exclusividad a la seguridad, los equipos directivos docentes señalan las que siguen, y por el orden que se señala, a saber:

61.1.-aprendizaje por parte del equipo directivo, profesorado y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación de matonismo escolar, y riñas tumultuarias, al mismo nivel, y en cada caso.
61.2.-aprendizaje de actuaciones y procedimientos en evitación preventiva de secuestros escolares
61.3.-instalar vallas y cerramientos altos y contundentes
61.4.-los equipos directivos docentes han descartado como irrelevante cualquier clase de medidas de seguridad activa y pasiva que concierna a emplazamiento de cámaras monitorizadas en cualquier parte del recinto , situar comisionados de seguridad privada para controlar accesos y aprender procedimientos preventivos referentes a atentados con ocasión de amenazas de explosivos y homicidios.

62.-El señalamiento de comportamientos tramposos en el conjunto de los centros escolares se ha situado, según los equipos directivos docentes en la puntuación 35,30, correspondiente al centil 46, que indica presencia de los mismos bajo la consideración de “aceptables”, aunque con tendencia, si no se interviene a que aquellos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave a la convivencia escolar.

63.-En relación a los comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza muy grave, los equipos directivos escolares destacan los que siguen:

A.-ataques sexuales, 12,73%
B.-actuaciones raciales, 11,46%
C.- intimidaciones, extorsiones, 10,82%
D.-hurtos y robos, 10,82%
E.-enfrentamiento alumnos con adultos y profesores, 11,46%
F.-falsificar, estafar, 9,55%
G.-reñir con iguales, 14,64%
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles de grave y muy grave, en su caso, alcanza al porcentaje del 18%
I.-intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso, alcanzan porcentajes del 13%
J.-las payasadas de carácter graves y muy graves están presentes en el 25% de los centros escolares
K.-el uso del móvil con afán de distraer la atención en las aulas se señala con un peso del 13%
L.-masticar chicle en el transcurso de las clases está presente en el 31% de los centros escolares
M.-se despliegan afectos acompañados de obscenidades, con carácter de escandalosas en el 9% de los centros escolares

64.-Las fugas escolares con carácter de muy notables alcanzan los porcentajes del 0,63%, y con la singularidad de notables, el 2,54%

65.-Los equipos directivos tienen conocimiento de prácticas de matonismo acoso entre alumnos en el 23% de colegios e institutos

66.-Un 96,81% de los equipos directivos escolares se posicionan en actitudes de rechazo y reprobación del matonismo y acoso escolar
67.-Y añaden, que de ese considerable porcentaje, un 95%, aparte de reprobar el matonismo escolar, esta dispuesto a mediar e intervenir entre victimas y matones.
68.-Califican de muy desfavorables en términos de seguridad el 0,63% de los colegios e institutos , y entre tolerables y notables certificaciones de seguridad figuran ,según los equipos directivos docentes, el 95% de los centros escolares, porcentaje que reafirma las percepciones de los demás agentes educativos y colectivos ciudadanos.
69.-Un 17,19 % de centros escolares en sus reglamentaciones no prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorio, irrespetuoso, racista y violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.
70.-El sentido de la convivencia/violencia escolar entre los empleados docentes y laborales, ocupados en los recintos de las dependencias escolares e institutos, a nivel administrativo, ordenanzas, bedeles, personal de mantenimiento, etc, es el que sigue:

70.1.-la convivencia escolar se ha situado en una puntuación directa de 15,92, correspondiente al centil 21
70.2.-los factores que más pueden incidir a que la convivencia aludida se transfiera a desavenencias y por ende a violencia, son entre otros, y por el siguiente orden, los derivados de:
70.2.1.-ausencia e ineficacia de control de comportamientos tramposos
70.2.2.-contornos violentos próximos a los centros escolares
70.2.3.-ausencia de actuaciones académicas y de seguridad en los centros escolares o ineficacia en el tratamiento de las mismas
70.2.4.-ausencia de actitudes o menosprecio por diseños educativos que pretendan favorecer la convivencia escolar
70.2.5.-instalaciones deficientes o mal gestionadas para favorecer la convivencia
71.-Los empleados docentes recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones/ soluciones académicas para favorecer la convivencia en los centros escolares, a saber:

71.1.-compromiso del equipo directivo para atajar la indisciplina
71.2.-participación de alumnos en círculos de calidad
71.3.-crear programas asertivos para victimas escolares, y promover debates entre agresores y víctimas, supervisadas por equipos directivos, al mismo nivel cada una de las propuestas
71.4.-crear voluntariados de padres que colaboren a la generación de buenos climas
71.5.-reglamentar las conductas tramposas
71.6.-promover alumnos en calidad de consejeros y negociadores de conflictos en las escuelas

72.-Los juegos escénicos de agresores victimas, la provisión de tarjetas de identificación que permitan accesos, presencia y circulación en aulas y dependencias escolares, y juegos de simulación de conductas tramposas entre alumnos han sido descalificadas e invalidadas entre las propuestas académicas por este colectivo laboral.

73.-Entre las medidas extraacadémicas, y referentes a seguridad, en exclusividad, los empleados escolares, señalan las que siguen por el orden que se reseña, a saber.

73.1.-aprendizaje por parte de equipos directivos, alumnos y profesores de actuaciones y procedimientos preventivos en evitación de riñas tumultuarias y matonismo escolar
73.2.-aprendiza por parte de equipos directivos, alumnos y profesores de actuaciones preventivas en evitación de secuestros escolares y atentados con explosivos y cualquier intento de homicidios
73.3.-emplazar cámaras en los accesos de colegios e institutos
73.4.-instalar vallas y cerramientos altos y contundentes
73.5.-impedir a través de comisionados de empresas de seguridad el acceso a individuos violentos, integrantes de bandas urbanas no identificados como alumnos de los centros escolares respectivos
73.6.-situar cámaras monitorizadas en recreos y pasillos
73.7.-son irrelevantes y descalificadas cualquier medida de seguridad activa o pasivas que hagan referencia a situar comisionados de empresas de seguridad que controlen los accesos al colegio/instituto, colocar cámaras monitorizadas en instalaciones deportivas, comedores y lugares de aseo y registrar a través de comisionados de empresas de seguridad los accesos de colegios e institutos.

74.-El señalamiento de comportamientos tramposos en el conjunto de los centros escolares se ha situado en la puntuación 35,30, correspondiente al centil 46, que indica presencia de los mismos bajo la consideración de “aceptables” aunque con tendencia, si no se interviene a que aquellos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave a la convivencia escolar.

75.-En relación a los comportamientos tramposos, delictivos, incluso, criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza muy grave, los empleados escolares destacan los que siguen:

A.-ataques sexuales, 19,04%
B.-actuaciones raciales, 19%
C.-intimidaciones y extorsiones, 21,42%
D.-hurtos y robos, 19%
E.-enfrentamientos de alumnos con adultos y profesores, 21,42%
F.-falsificar, estafar, 19%
G.-reñir con iguales, 16,66
H.-el enfrentamiento de alumnos con profesores, en niveles graves y muy graves, en su caso, alcanza al porcentaje del 26%
I.-las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso, alcanzan el porcentaje del 22%
LL.-visten de manera provocativa e incorrecta en el 33% de los centros escolares
M.-se despliegan afectos acompañados de obscenidades escandalosas en el 11,90% de los centros escolares

76.-No existen fugas escolares que alcancen la consideración de muy notables, y en la estimación de notables sólo el 4,76%

77.-Tienen conocimiento de prácticas de matonismo entre alumnos al nivel del 14,28%

78.-El 98% de los empleados escolares están en la creencia y convicción de que los profesores ante conductas de matonismo o acoso entre alumnos se sitúan en actitudes evidentes de rechazo y reprobación

79.-Y añaden que un 81% de los que reprueban, mediarían e intervendrán entre matones y víctimas

80.-Certifican la seguridad de los colegios donde trabajan como muy desfavorable el 4,76% de los centros escolares, y entre tolerables y notables suman el porcentaje del 86%, sin señalar algún centro con carácter excepcional.

81.-Un 4,76 % de los centros escolares en sus reglamentaciones no prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas, violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.

82.-La violencia escolar se ha recluido en los recintos escolares y se ha aposentado entre los centiles 20 y 23. El primero señala a los Colegios Privados Concertados, y el segundo, a los IES. Entre medias, los Colegios Públicos, reseñados con el centil 21.

Esos centiles sitúan a colegios e institutos en posiciones cómodas, de donde tirar del carro, aunque ya están salpicados cada uno de ellos con picantes amargos que pueden hacer malograr cualquier programa de convivencia si no se toman medidas de control y prevención.

83.-Los factores que pueden incitar a la desavenencia y apartar la comodidad en la que reposan los colegios e IES se derivan, y así ha sido expresado por las comunidades educativas por el orden que sigue, a saber:

83.1.-aquellos donde los equipos directivos docentes no se comprometen a controlar comportamientos tramposos, presentes en la mayoría de instituciones docentes, principal objetivo a reseñar para lograr convivencia escolar.

Está verificado en la presente investigación de que en la medida que controlas comportamientos tramposos reduces desavenencias y por ende violencia.

La relación comportamientos tramposos con violencia escolar se ha situado en el 25%, de modo que la neutralización/erradicación de un efecto cien con caracteres de violencia escolar se reduce a un 75%, sin más por el sólo hecho de controlar concretos comportamientos que afectan a aquel hecho violento singular.

83.2.-En los colegios públicos afecta e incide en las desavenencias la ausencia de una filosofía o proyecto educativo basados en el respeto, diálogo y valores asumidos por la comunidad y sociedad, y que de esos diseños educativos no surjan reglamentos consensuados







“La violencia escolar es una señora/señor, de cualquier edad, que se viste de muy diversas maneras, que suele adueñarse de ciertos individuos o grupos de individuos y que se comporta, unas veces, de modo seductor/a, y otras, de forma cruenta, y que nunca para o se detiene en sus intenciones malvadas y desavenientes, hasta lograr penetrar en las aulas y aposentos del transporte escolar, a través de cualquier rendija o quebranto de idearios y proyectos educativos, al objeto de lograr la voluntad de profesores, educadores y menores escolarizados, con debilidades manifiestas, a fin de posarse en ellos y asentarse, y así hacerse un lugar para crear territorios, nuevas rutas, y personal, y hacerlos suyos, de modo que sirvan a tan singular malvada/o en vasallaje.”

Juliodeantón
83.3.-En los colegios privados concertado, incide en las desavenencias el descuido y poca atención, por parte de las administraciones competentes, de las condiciones estructurales del barrio y singularmente de los contornos escolares, referidos a presencia de individuos integrados en bandas juveniles, trapicheo de drogas y estupefacientes y otros indicadores reflejados en el presente informe.

83.4.-En los IES , afecta a las desavenencias la ausencia de actuaciones exclusivamente académicas que favorezcan el entendimiento y la negociación de los conflictos escolares , acompañadas aquellas con el cuidado del entorno escolar, a efectos de que no se malogre, por su incidencia en las aulas .

84.-Las actuaciones académicas que proponen los diferentes colegios e Institutos se mueven en los esquemas que siguen, a saber.

84.1.-los colegios públicos se han decidido por atajar la indisciplina, tarea que señalan a los equipos directivos docentes, y reglamentar las conductas tramposas.

84.2.-los colegios privados concertados han resuelto en primer lugar la propuesta de atajar la indisciplina escolar, desempeño que ponen en manos de los equipos directivos docentes, y en segundo lugar atender a las víctimas escolares a través de dotaciones de teléfonos de apoyo y antipánicos y promover programas asertivos.

84.3.-los IES, coinciden con los colegios públicos y concertados al apostar como primera medida académica el atajar la indisciplina, y en segundo lugar, elevar a los alumnos a programas de negociación en conflictos escolares y en mediación, proponiendo extrañamente como tercera propuesta, juegos escénicos de agresores/víctimas.

85.-Son actuaciones académicas que probablemente pueden fracasar según los ámbitos, las que siguen:

85.1.-en los colegios públicos aquellas que sean programadas en calidad de juegos escénicos entre agresores y víctimas, y proveer de tarjetas a todos los integrantes de la comunidad para acceder, permanecer en aulas y recorrer las instalaciones de los centros escolares.

85.2.-en los colegios privados concertados aquellas actuaciones dirigidas a juegos escénicos entre agresores/víctimas, y provisión de tarjetas para acceder y permanecer en los centros

85.3.-en los IES aquellas actuaciones que pretendan crear voluntariados de padres para generar buenos climas, provisión de tarjetas para acceder centros, realizar programaciones de asertividad con las victimas escolares y participar en cualquier programa de simulación para víctimas escolares.

86.-Entre las medidas de seguridad que proponen los diferentes centros escolares destacan las que siguen, y acorde por sus señalamientos de mejor y más eficaces, a peor e ineficaces, a saber:

86.1.-en colegios públicos, privados concertados e IES la propuesta más elegida y única , capaz de frenar desavenencias o prevenir comportamientos a seguir ante situaciones conflictivas en la escuela y que alcanzó las máximas puntuaciones fueron aquellas reseñadas y referentes a aprendizajes por parte de equipos directivos docentes, profesores y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de matonismo escolar, riñas tumultuarias y prácticas de secuestro escolar, esta última descartada en los IES.

86.2.-propuestas descartadas, descalificadas, incapacitadas para proyectarlas como soluciones, aquí y ahora, de seguridad en los centros escolares y que su aplicación o instalación pueden conducir al fracaso
son las que siguen:

86.2.1.-en colegios públicos situar comisionados de seguridad para controlar accesos a los colegios e instalar cámaras monitorizadas en patios, pasillos, aulas, servicios, comedores, gimnasios y resto de instalaciones escolares

86.2.2.-en colegios privados concertados instalar vallas y con más alturas los perimetrales de los colegios, y emplazar cámaras monitorizadas en pasillos, comedores, aulas, servicios, gimnasio, comedores, etc

86.2.3.-en los IES han sido descartadas todas las medidas de seguridad activa y pasiva

87.-En síntesis las comunidades educativas de los colegios públicos, privados y concertados propones dos ejes de actuación para frenar y reducir la violencia escolar, presente en los mismos, aunque con escasa incidencia, a saber:

87.1.-atajar la indisciplina a través de los equipos directivos docentes, controlando los comportamientos tramposos y gestionar un programa de tolerancia sobre los mismos.

87.2.-aprendizajes de procedimientos y actuaciones preventivas por parte de los agentes educativos en evitación de matonismo escolar, riñas tumultuarias y secuestros escolares

88.-Las comunidades educativas que representan a los colegios públicos , privados concertados e IES han señalado en cada caso la cota de los comportamientos tramposos reflejados en los centiles 38, 39, y 38, respectivamente , posiciones , por evidente , moderadamente bajas , aunque con leves tendencias alcistas si no se interviene con controles adecuados o medidas preventivas , a fin de que aquellos no incrementen su intensidad y variedad , y afecten , por tanto , de manera grave a la convivencia escolar.

89.-En relación a los comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados por las comunidades educativas de colegios públicos, colegios privados concertados e Institutos de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y bajo la atribución de naturaleza muy grave se destaca y concluye, entre varios contenidos, lo que sigue, a saber:

89.1.-los ataques sexuales están presentes en todos los ámbitos de centros, alcanzado mayores porcentajes en los colegios privados concertados, luego en los públicos, y por último en los IES. En los colegios privados concertados los ataques sexuales han sido denunciados en el 14,78% de los mismos.

89.2.-las actuaciones raciales se ubican más en los colegios públicos, en el 14,96% de los centros, luego en los colegios privados concertados, y por último en los IES.

89.3.-las intimidaciones y extorsiones tanto en colegios públicos como en privados concertados tienden a coincidir, alrededor del 15%, mientras que en los IES desciende al 7,14%

89.4.-hurtos y robos son también coincidentes en colegios públicos y privados, alrededor del 13%, mientras que en los IES desciende al 6%

89.5.-los enfrentamientos de alumnos con adultos y profesores en colegios públicos y privados concertados son coincidentes, alrededor del 15%, descendiendo al 6% en los IES

89.6.-falsificar, estafar son conductas más propicias en los colegios privados concertados que en los públicos e IES

89.7.-reñir con iguales es un comportamiento que se ha situado alrededor del 8% en los tres ámbitos escolares, aunque es en los IES donde esa conducta es más relevante.

90.-En este orden y desde la perspectiva de los comportamientos tramposos se destaca que no existen muchas diferencias entre colegios públicos y privados concertados, solo hay matices, aunque importantes y susceptibles de análisis mediatos, razón por la que se podría concluir una propuesta de hipótesis de trabajo, a saber: ¿ se mantiene o gana la red pública escolar cuando pierde calidad la red subvencionada escolar, o se mantienen equidistancias porque la violencia escolar todavía no ha hecho cuña suficiente para marcar diferencias en la red pública y privada?.¿Cuál sería la incidencia en las redes de los colegios públicos y en las redes subvencionadas de colegios privados concertados si aumentara el peso de la violencia quince puntos y se situara entre los centiles 52 al 57?

91.-Las fugas escolares no llegan a alcanzar la cifra y porcentajes de preocupante, por el contrario, se mueven alrededor del 5% tanto en colegios públicos como privados concertados, aunque se destaca y este si que es un dato que rompe la estructura y el equilibrio que en todos venimos observando, a saber, las fugas escolares alcanzan una calificación de notables en el 28% de los IES.

92.-El matonismo escolar y acoso entre iguales se manifiesta o está más presente en los colegios privados concertados, alrededor del 22,4%, seguido de los Institutos de Secundaria, en el 23% de los mismos y por último en los colegios públicos en el 14,17 de los mismos.

93.-El profesorado dispuesto a intervenir y mediar entre matones y víctimas de manera proactiva y capaces de intervenir en programas definidos de mediación y negociación son los que siguen:

93.1.-en los colegios públicos el 62% de la plantilla, el resto queda inactivo o desmotivado frente a cualquier programa de intervención mediadora

93.2.-en los colegios privados concertados, el 73% de la plantilla, porcentaje fabuloso para promover campañas de mediación escolar.
93.3.-en los IES, sólo el 50% de la plantilla se ofrecería voluntario para realizar programas de mediación escolar, el otro 50% quedaría inactivo, desmotivado y ennichado para estas actividades solidarias.

94.-Tanto Colegios Públicos como Privados concertados están satisfechos, y muy satisfechos de la seguridad estructural de sus recintos y de la seguridad que existe en sus instalaciones, mientras que los IES estiman de tolerables un abultado porcentaje del 46,03

95.-Mientras que en los colegios públicos y privados concertados se mueven alrededor del 8% de no prohibir pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, racistas, violentos o que distraigan la atención docente y no insertarlo en sus reglamentaciones, en los IES esa actitud se contempla en el 20% de los Institutos.











96.-La convivencia/violencia escolar en los colegios públicos se ha situado en una puntuación directa de 16,06, que corresponde al centil 21

97.-Los factores que más pueden incidir a que la convivencia aludida se transfiera a desavenencias, y por ende a violencia, son entre otros, y por el siguiente orden, los derivados de:

97.1.-ausencia o escaso control de comportamientos tramposos
97.2.-actitudes desfavorables o poco favorables a la implantación de proyectos educativos donde se integren reglamentos consensuados y filosofías educativas que tengan en cuenta el valor de la convivencia
97.3.-instalaciones y recursos inadecuados que favorezcan la violencia
97.4.-ausencia o escasas actuaciones académicas y extraacadémicas
97.5.-contornos agresivos/violentos

98.-Las comunidades educativas que representan a los centros públicos recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones académicas para favorecer la convivencia en los centros docentes, a saber:

98.1.-compromiso del equipo directivo para atajar la indisciplina
98.2.-reglamentar las conductas tramposas
98.3.-promover debates entre agresores y víctimas supervisados por los equipos directivos docentes
98.4.-crear programas asertivos para víctimas escolares
98.5.-participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar problemas
98.6.-promoción de alumnos consejeros, con capacidad para negociar los conflictos escolares
98.7.-proporcionar teléfonos de contactos a las víctimas escolares

99.-Juegos escénicos de agresores/víctimas y provisión de tarjetas de identificación a todos los miembros de la comunidad escolar que autorice accesos, circulación y presencia en aulas e instalaciones, fueron descalificados por aquellas comunidades educativas.

100.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes en exclusividad a la seguridad, las comunidades educativas de los colegios públicos señalan las que siguen, y por el orden que se reseñan, a saber:




100.1.-instalar vallas y cerramientos altos y contundentes
100.2.-aprendizajes por parte de quipos directivos, alumnos y profesores de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación de riñas tumultuarias, matonismo escolar y secuestros escolares
100.3.-emplazar cámaras en los accesos a colegios/institutos
100.4.-han sido descalificadas por improcedentes: situar comisionados de empresas de seguridad para controlar accesos a los colegios públicos, instalar cámaras monitorizadas en patios, pasillos, aulas, servicios, comedores, gimnasios y resto de instalaciones escolares; registrar a través de comisionados de empresas de seguridad en los accesos a los colegios públicos, así como que esos comisionados impidan la entrada a individuos violentos, integrantes de bandas juveniles y tribus urbanas, no identificados como alumnos de colegios públicos, y cualquier taller de aprendizaje donde se enseñen a equipos directivos docentes, profesores y alumnos sobre procedimientos, actuaciones preventivas en evitación de amenazas de explosivos o prácticas de homicidio.

101.-En síntesis, las comunidades educativas de los colegios públicos proponen cuatro líneas de actuación para erradicar la violencia escolar, la primera, compromiso en atajar la indisciplina por parte de los actuales equipos directivos docentes, segunda, reglamentar las conductas tramposas, tercera, instalar vallas y cerramientos altos y contundentes en los perimetrales de los colegios, y cuarta, aprendizaje por parte de los equipos directivos, profesores y alumnos de procedimientos de actuación preventiva en evitación del matonismo escolar y riñas tumultuarias.



102.-Las comunidades educativas que representan a los colegios públicos han señalado la cota de los comportamientos tramposos, y la han situado en la puntuación directa 29,23, que corresponde al centil 38, posición moderadamente baja, aunque con una leve tendencia, si no se interviene con controles adecuados, a que aquellos comportamientos incrementen su intensidad y variedad, y afecten de manera grave a la convivencia escolar.

103.-En relación a estos comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza muy grave, las comunidades escolares de los colegios públicos destacan los que siguen:




A.-ataques sexuales, en el 11,02 % de los colegios públicos
B.-actuaciones raciales, en el 14,96%
C.-intimidaciones y extorsiones, en el 14,17%
D.-hurtos y robos, en el 13,38%
E.-enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en el 15,74%
F.-falsificar, estafar, 10,23%
G.-reñir con iguales, 7,87%
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles graves y muy graves, alcanza en los colegios públicos el porcentaje del 22%
I.-las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso, alcanzan el porcentaje del 19%
J.-las payasadas de carácter grave y muy graves están presentes en el 27% de los colegios públicos
K.-el uso del móvil con afán de distraer la atención en las aulas de los colegios públicos se sitúa en un 20%
L.-masticar chicle en el transcurso de las clases es una conducta relevante en el 21% de los colegios públicos
M.-desplegar afectos acompañados de obscenidades que pueden producir escándalos es frecuente en el 8% de los colegios públicos

104.-Las fugas escolares en los colegios públicos son muy escasas en el 83%, y escasas en el resto

105.-El matonismo escolar y acoso entre alumnos está presente en el 14,17% de los colegios públicos

106.-Las comunidades educativas que representan a los colegios públicos están convencidos de que el profesorado de estos centros, un 84,25%, ante conductas de matonismo o acoso entre alumnos, se sitúan en actitudes evidentes de rechazo y reprobación

107.-Y añaden, que de ese considerable porcentaje, un 73,22 %, en el caso de que reprobaran el matonismo y acoso entre alumnos, mediarían entre agresores y víctimas.

108.-Consecuentemente, sólo un 62%, de los profesores de los colegios públicos podrían prestarse a cualquier programa de intermediación o negociación de conflictos escolares, luego un 38% de los equipos docentes en los colegios públicos están o se han colocado de espaldas frente a los dos grandes problemas de los centros escolares, el matonismo y las riñas tumultuarias, y este aspecto destaca cuando se pregunta por este matiz a los alumnos.

109.-Las comunidades educativas de los colegios públicos perciben altas seguridades en colegios e institutos, y así han calificado la seguridad estructural de sus centros escolares, a nivel de tolerables, notables, y excepcionales, situándola en porcentajes del 86%

110.-En un 7,87% de los colegios públicos, en sus reglamentos no prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas y violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.


111.- La convivencia/violencia escolar en los colegios privados/concertados se ha situado en una puntuación directa de 15,36, que corresponde al centil 20

112.-Los factores que más pueden incidir a que la convivencia aludida se transfiera a desavenencias, y por ende a violencia, son entre otros, y por el siguiente orden, los derivados de:

112.1.-ausencia o escaso control de comportamientos tramposos.
112.2.-contornos que pueden precipitar la violencia en los centros.
112.3.-ausencia o escasas actuaciones académicas y extraacadémicas en beneficio de la convivencia escolar.
112.4.-actitudes desfavorables o poco favorables a la implantación de proyectos educativos donde se integren reglamentos consensuados y filosofías educativas que tengan en cuenta el valor de la convivencia.
112.5.-instalaciones y recursos inadecuados, insuficientes, ineficaces.

113.-Las comunidades educativas que representan a los centros privados concertados recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones académicas para favorecer la convivencia, a saber:

113.1.-compromisos de los equipos directivos en atajar la indisciplina
113.2.-crear programas asertivos para víctimas escolares
113.3.-reglamentar las conductas tramposas
113.4.-participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar conflictos
113.5.-proporcionar teléfonos de contacto a las víctimas escolares
113.6.-promoción de alumnos en calidad de consejeros y negociadores en conflictos escolares

113.7.-crear un voluntariado de padres que colaboren al fomento de buenos climas en los centros docentes

114.-Han sido descalificados por su escasa relevancia como solución a la violencia escolar en colegios privados concertados los juegos escénicos de agresores/víctimas; la provisión de tarjetas de identificación a todos los miembros de la comunidad escolar que autorice accesos, circulación y presencia en aulas o instalaciones; y juegos de simulación de conductas tramposas entre alumnos.

115.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes en exclusividad a la seguridad, las comunidades educativas de colegios privados concertados señalan las que siguen, y por el orden que se reseñan, a saber:

115.1.-sólo han sido aceptadas de las once propuestas, y con anotaciones muy cercanas al aprobado, aquellas referentes a aprendizajes por parte de equipos directivos, alumnos y profesores de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación de matonismo escolar, riñas tumultuarias y secuestros escolares.

115.2.-han sido descalificadas y rechazadas cualquier actuación , solución o medida que pretenda instalar vallas y cerrar con más altura los perimetrales de los colegios; emplazar cámaras en los accesos, pasillos, comedores, aulas ,pasillos ,gimnasios y restos de instalaciones ; situar a comisionados de empresas de seguridad para controlar accesos en los colegios o que impidan la entrada a los mismos a individuos integrantes en bandas y tribus urbanas .

116.-En síntesis , las comunidades educativas de los colegios privados concertados proponen tres líneas de actuación para erradicar la violencia escolar, primera, compromisos de los equipos directivos en atajar la indisciplina, segundo , crear programas asertivos para víctimas escolares y tercera, aprendizajes por parte de equipos directivos , profesores y alumnos sobre procedimientos y actuaciones preventivas en evitación del matonismo escolar.

117.-Las comunidades educativas que representan a los colegios privados concertados han señalado la cota de los comportamientos tramposos y la han situado en la puntuación directa de 29,58, correspondiente al centil 39, posición moderadamente baja, aunque con una leve tendencia, si no se interviene con controles adecuados, a que aquellos incrementen su intensidad y variedad, y afecten de manera grave a la convivencia escolar.

118.-En relación a estos comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente, y de naturaleza muy grave, las comunidades escolares de los colegios privados concertados han destacado los que siguen:

A.-ataque sexuales, en el 14,87% de los colegios privados concertados
B.-actuaciones raciales, en el 11,70%
C.-intimidaciones y extorsiones, en el 14,55%
D.-hurtos y robos, 12,34%
E.-enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, 14,87%
F.-falsificar,,estafar, 13,92%
G.-reñir con iguales, 8,22%
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en niveles graves y muy graves, alcanza en los colegios privados concertados el porcentaje el 21%
I.-las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave, muy grave, en su caso, alcanzan el porcentaje del 20%
J.-las payasadas de carácter grave, muy grave, en su caso, alcanzan al 24% de los colegios privados concertados
K.-el uso del móvil con afán de distraer la atención en las aulas de los colegios privados concertados alcanza al 14% de aquellos centros.
L.-masticar chicle en el transcurso de las clases es una conducta relevante en el 32% de los centros
M,-desplegar afectos acompañados de obscenidades escandalosas es frecuente en el 11% de los centros

119.-Las fugas escolares son muy escasas en el 62% de los centros y escasas en el 24% de los mismos

120.-El matonismo escolar y acoso entre alumnos está presente en el 22, 46% de los centros privados concertados

121.-Las comunidades educativas que representan a los centros privados concertados están convencidos de que el profesorado de estos centros, un 89,97%, ante conductas de matonismo o acoso entre alumnos, se sitúan en actitudes evidentes de rechazo y reprobación

122.-Y añaden que de ese abultado porcentaje, un 81,64% de aquel colectivo que reprobó actuaría en la mediación de matones y víctimas.
Consecuentemente un 73% de los profesores de los colegios privados concertados se prestarían a colaborar en cualquier clase de programas de mediación y negociación escolar, quedando al margen un 27%.

123.-Las comunidades educativas de los colegios privados concertados perciben y así han calificado la seguridad estructural de sus centros, bajo la consideración de tolerables, notables y excepcionales, en el porcentaje del 82%

124.-En un 8,22% de los colegios privados concertados, en sus reglamentos no prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas, y violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia

125.-La convivencia/violencia escolar de los IES de la villa de Madrid se ha situado en una puntuación directa de 17,13, correspondiente al centil 23

126.-Los factores que más pueden incidir a que la convivencia aludida se transfiera a desavenencias, y por ende a violencia, son entre otros, y por el siguiente orden, los derivados de:

126.1.-ausencia o escaso control de comportamientos tramposos
126.2.-ausencia o escasas actuaciones de carácter académico y de seguridad que favorezcan la convivencia escolar
126.3.-contornos que pueden precipitar la violencia
126.4.-instalaciones y recursos que no favorecen la convivencia escolar
126.5.-actitudes desfavorables o poco favorables a la implantación de proyectos educativos donde se integren reglamentos consensuados y filosofías educativas que tenga en cuenta el valor de la convivencia.

127.-Las comunidades educativas que representan a las IES recomiendan, de mayor a menor, las siguientes actuaciones académicas para favorecer la convivencia en los centros docentes, a saber:

127.1.-compromiso de los equipos directivos en atajar la indisciplina
127.2.-participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar problemas
127.3.-juegos escénicos de agresores/víctimas
127.4.-promoción de alumnos en calidad de consejeros y negociadores de conflictos escolares.
127.5.-proporcionar teléfonos de contacto a las víctimas escolares

128.-Han sido descalificadas actuaciones académicas, entre otras, reglamentar las conductas tramposas; crear voluntariado de padres para generar buenos climas en los IES; proveer tarjetas de identificación a todos los miembros de la comunidad escolar a efectos de accesos, circulación y presencia en las aulas y dependencias; juegos de simulación de conductas tramposas entre alumnos y crear programas asertivos para víctimas escolares.

129.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes en exclusividad a seguridad, las comunidades de los IES sólo han aceptado, pero con puntuaciones rayanas en aprobados, a secas, aprendizajes por parte de directivos, alumnos y profesores de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de matonismo escolar y riñas tumultuarias

129.1.-han sido descartadas y descalificadas cualquier actuación que pase por instalar cámaras monitorizadas para controlar accesos, pasillos, aulas, gimnasios, comedores y cualquier instalación o dependencia, al mismo tiempo que se reseña la no utilización de la vigilancia privada en accesos y en los recintos escolares, a efectos de impedir que entren individuos integrantes en bandas y tribus juveniles eversivas.

130.-En síntesis, las comunidades educativas de los IES proponen dos ejes de actuación, exclusivamente académicas, para favorecer la convivencia, primero, compromiso de los equipos directivos escolares en atajar la indisciplina, y promocionar a los alumnos en calidad de negociadores en conflictos que se produzcan en los IES, rechazando, por evidente cualquier medida activa o pasiva de seguridad que pueda ofertar una empresa de esta índole.

131.-Las comunidades educativas que representan a los IES han señalado la cota de los comportamientos tramposos y la han situado en la puntuación directa de 29,23, que corresponde al centil 38, posición moderadamente baja, aunque con una leve tendencia, si no se interviene con controles adecuados y evitar que aquellos incrementen su intensidad y variedad, y afecten de manera grave a la convivencia escolar.

132.-En relación a estos comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza grave, las comunidades educativas de los IES destacan los que siguen:

A.-ataque sexuales, en el 6,34% de los IES
B.-actuaciones raciales, en el 4,76%
C.-intimidaciones y extorsiones, 7,14%
D.-hurtos y robos, 6%
E.-enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores

F.-falsificar, estafar, 5%
G.-reñir con iguales, 8,73%
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles graves, muy graves, en su caso, alcanza en los IES el porcentaje del 19%
I.-las intimidaciones y extorsiones de carácter grave y muy grave, en su caso, alcanza el porcentaje del 20%
J.-las payasadas de carácter grave y muy graves están presentes en el 28% de los IES
K.-el uso del móvil con afán de distraer la atención en las aulas de los IES se sitúa en el 19% de los mismos
L.-masticar chicles en el transcurso de las clases es una conducta relevante en el 26% de los IES
M.-desplegar afectos acompañados de obscenidades escandalosas en el 8,66% de los IES

133.-Las fugas escolares en los IES son notables en un 27,77% de los centros docentes

134.-El matonismo escolar y acoso entre alumnos esta presente en el 23% de los IES

135.-Las comunidades educativas que representan a los IES están convencidos de que su profesorado, ante el matonismo o acoso escolar responden y reprueban un 85,71%

136.-Y añaden, que de ese abultado porcentaje, un 59,52% media e interviene entre matones y víctimas.
Consecuentemente sólo un 50% de los profesores de los IES son proactivos en la mediación entre agresores y víctimas. En definitiva, de cada dos profesores de los IES, uno puede participar en programas de mediación entre agresores y víctimas y otro, permanecerá en silencio o dará la espalda a los problemas.

137.-Las comunidades educativas de los IES perciben y así han calificado la seguridad de sus centros docentes, bajo la consideración de tolerables, notables y excepcionales, en el porcentaje del 75%, aunque el peso de tolerables se sitúa en un 46,03%.

138.-En un 20% de los IES, en sus reglamentos, no prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas y violentos, o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.

139.-A la cuestión de si existe algún tipo de control en los accesos de los colegios e institutos, los directores escolares expresan que no en un 31% de los centros escolares, los profesores manifiestan que en un 42% de los centros no existe control algunos y los alumnos afirman que en un 55% de los centros no existe control de accesos. Padres y madres de alumnos, y trabajadores escolares confirman esos datos, cuando señalan que en un 41% de los centros escolares de la villa de Madrid no hay control alguno en los accesos.

140.-En un 47% de los colegio públicos no existen controles en los accesos, frente a un 32% de los colegios privados concertados (dato de calidad frente a la red pública) y un 32% en los IES.

141.-A la cuestión de si en los accesos a los colegios e institutos se realizan algún tipo de registros, los directores escolares afirman que se hacen en un 10% de los centros, hecho que constatan profesores con el 14%, porcentaje que también firman los alumnos, alcanzando tantos por ciento contundentes en los IES, en el 40%, luego, en colegios privados concertados, el 27%, y por último, en los colegios públicos , donde se registran el 18% de los mismos.

142.-Referente a la entrada de los recintos escolares si se impide el acceso a adolescentes integrados en bandas juveniles o tribus urbanas, etiquetados de violentos, que no son alumnos de los centros, los directores escolares manifiestan que en un 9% de los colegios e Institutos no lo hacen, y en esa línea participan los profesores, en un 12%, y extrañamente manifiestan los alumnos que en un 45% de los centros no se impide la entrada a aquellos individuos.

143.-El resultado a nivel de ámbitos escolares es que en los colegios públicos no se impide la entrada a individuos adolescentes violentos, integrados en bandas y sin la identidad de alumnos en el 25%, y en el 23% de los IES, descendiendo ese parámetro en los colegios privados concertados, donde no se prohíbe el acceso en el 8% de los centros de esta condición.


“La violencia escolar está ahí, muy cerca, cada vez más preñada en la sociedad del cambio, competitiva, esencialmente urbana y metropolitana, extendiéndose por imitación y aprendizaje globalizado a otras ciudades donde existen y se construye más escuelas. Además la cara de esa violencia escolar empieza a tener arrugas por su larga y nauseabunda madurez y experiencia acumulada de maldades , después de tantos años de ejercicio, rostro aquel que se ha encastrado en el ánimo y espíritu de algunos docentes y escolares hasta el punto de desquiciarlos, instalándose aquella señora con señorío dominio, tanto en el pupitre de las aulas, como en el sillón de los directores escolares”

Juliodeantón
144.-A la cuestión de si tiene conocimiento de prácticas de matonismo o acoso entre alumnos de este colegio/instituto, los directores escolares contestan que sí, en el 23% de los centros escolares, incrementando ligeramente ese porcentaje los profesores, que queda a resultas del 27%, descendiendo entre los alumnos, que los sitúan en el 21% de los centros, para luego descender entre padres /madres de alumnos en el 17%, y 14% entre los empleados escolares.

Aquí no se trata de cuantos casos de matonismo se han producido en una unidad de tiempo y relacionado con una proporción de alumnos, y además, sin matizar de si el acoso fue verbal, físico, psicológico, y menos, la intensidad y variedad de los actos que se suceden en el comportamiento matón y de acoso escolar.

Aquí de lo que escribimos y vamos concluyendo es de la proporción de centros escolares en los que se presume, con claridad, constatado por el señalamiento de diferentes agentes educativos, el hecho de la práctica del matonismo y acoso escolar, al objeto de detectar su incidencia espacial, es decir dónde está y cuál es el paraguas que cubre la envergadura del problema.

145.-El matonismo y acoso escolar está presente en el 15% de los colegios públicos, incrementándose de manera significativa en el 23% de los colegios privados concertados (decremento de la calidad respecto de la red pública escolar), el mismo porcentaje que en los IES.

Una tentativa de conclusión, aunque desde aquí la barajamos con escaso peso y contundencia, consiste en que conocidos los porcentajes de centros escolares donde se señalan evidencias de conductas matonas y de acoso escolar podría afirmarse que en aquellos centros donde se registren esas prácticas tramposas y delictivas , la violencia estará presente en colegios e institutos donde se depositen o instalen aquellos comportamientos , al menos en el centil 25, o se incrementará el peso de la violencia escolar hasta alcanzar cotas del centil 36 o 37, límites o frontera con las desavenencias y terrenos de ausencia de convivencia escolar.


146.-El señalamiento de comportamientos tramposos por parte de los alumnos en el conjunto de centros escolares se ha situado en la puntuación 35,01, correspondiente al centil 45, que indica presencia manifiesta de los mismos bajo la consideración de aceptable aunque con tendencia, si no se interviene a que aquéllos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave a la convivencia escolar.


147.-En relación a los comportamientos tramposos/delictivos, incluso criminales, señalados de manera cualitativa por los alumnos y acorde con la escala correspondiente como muy graves, se destacan los que siguen:
A .Los ataques sexuales están presentes en un 7,56% de los centros escolares
B-Las actuaciones raciales están presentes en un 5,92% de los centros Escolares
C.-La intimidación y extorsiones están presentes en un 9,86%
D.-Los hurtos y robos, en un 7,23%
E.-Los enfrentamientos de alumnos con adultos y profesores, están presentes en un 10,10% de los centros escolares
F.-Falsificar y estafar, en el 6,90% de los centros docentes
G.-Reñir con iguales en el 19%
H.-El enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles de grave y muy grave, en su caso, alcanza al porcentaje del 25% de los centros escolares consultados
I.-Las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso, alcanzan el porcentaje del 22%
J.-Las payasadas de carácter grave están presentes en un 45% de los centros escolares
K.-El uso excesivo del móvil con afán de distraer la atención en las aulas en un 25% de los centros escolares
L.-Masticar chicle en el transcurso de las clases esta presente en el 17% de los centros docentes
LL.-Visten de manera provocativa e incorrecta en un 17% de los centros
M.-Despliegan afectos acompañados de actos obscenos, con carácter escandaloso, en un 7% de colegios e institutos

148.-Las fugas escolares con carácter muy notables alcanzan los porcentajes del 2,30%, y con la singularidad de notables el 30,26%

149.-Un 20, 39% tiene conocimiento de prácticas de matonismo o acoso entre alumnos en colegios e institutos

150.-Los alumnos se posicionan que un 51,64% del profesorado, ante conductas de matonismo o acoso entre alumnos, se colocan en actitudes evidentes de rechazo y reprobación, mientras que un 48,35 % de los equipos docentes adoptan otras actitudes o ninguna.

151.-Añaden, que de ese profesorado proactivo frente al matonismo escolar, el 79,27% media e interviene entre matones y víctimas, lo que significa que sólo un 40,29% del profesorado es peculiarmente significativo y proactivo frente al matonismo escolar, quedando el resto al pairo de estas actitudes y comportamientos eversivos

152.-El señalamiento de comportamientos tramposos por parte de maestros y profesores en el conjunto de centros escolares se ha situado en la puntuación 33,41, correspondiente al centil 43,36, muy próximo al alcanzado por los alumnos, centil 45, que indican la presencia de los mismos bajo la consideración de “aceptables, aunque con tendencia, si no se interviene a que aquellos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave a la convivencia escolar.


153.-En relación a los comportamientos tramposos /delictivos, incluso, criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza muy grave, maestros y profesores destacan los que siguen:

A.-ataques sexuales, 12,93%
B.-actuaciones raciales, 11,53%
C.-intimidación y extorsiones, 11,88%
D.-hurtos y robos, 15,53%
E.-enfrentamiento alumnos con adultos y profesores, 13,98%
F.-falsificar, estafar, 11,88%
G.-reñir con iguales, 13,63%
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles de grave y muy grave, en su caso, alcanza al porcentaje del 24,46%, muy próximo al 25 % señalado por los alumnos.
I.-las intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso alcanzan el porcentaje de 19,57, próxima también al señalamiento de alumnos, con un 22%.
J.-las payadas de carácter grave están presentes en un 27% de los centros escolares
K.-el uso excesivo del móvil con afán de distraer la atención en las aulas se señala con un peso del 18,17% de los centros escolares
L.-masticar chicle en el transcurso de las clases está presente en el 15% de los centros
LL.-visten de manera provocativa e incorrecta en el 13,63 de los centros escolares
M.-se despliegan afectos, acompañados de actos obscenos, con carácter escandaloso, en un 8,39% de los centros escolares

154.-Las fugas escolares con carácter de muy notables alcanzan los porcentajes del 0,34%, y con la singularidad de notables, el 3,14%.

155.-Un 26,92% tiene conocimiento de prácticas de matonismo o acoso entre alumnos en colegios e institutos

156.-Un 93,35 % de maestros y profesores se posicionan en actitudes de rechazo ante el matonismo y acoso escolar,

157.-Y añaden, que de ese abultado profesorado proactivo frente al matonismo escolar , un 89,51% declara estar abierto a mediar e intervenir entre matones y víctimas, lo que resulta un 83% del colectivo docente preparado y motivado en participar en la mediación escolar .

158.-El señalamiento de comportamientos tramposos en el conjunto de los centros escolares se ha situado, según los equipos directivos docentes en la puntuación 35,30, correspondiente al centil 46, que indica presencia de los mismos bajo la consideración de “aceptables”, aunque con tendencia, si no se interviene a que aquellos operen de manera descontrolada y afecten de manera grave a la convivencia escolar.

159.-En relación a los comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y de naturaleza muy grave, los equipos directivos escolares destacan los que siguen:

A.-ataques sexuales, 12,73%
B.-actuaciones raciales, 11,46%
C.- intimidaciones, extorsiones, 10,82%
D.-hurtos y robos, 10,82%
E.-enfrentamiento alumnos con adultos y profesores, 11,46%
F.-falsificar, estafar, 9,55%
G.-reñir con iguales, 14,64%
H.-el enfrentamiento de alumnos con adultos y profesores, en los niveles de grave y muy grave, en su caso, alcanza al porcentaje del 18%
I.-intimidaciones y extorsiones de naturaleza grave y muy grave, en su caso, alcanzan porcentajes del 13%
J.-las payasadas de carácter graves y muy graves están presentes en el 25% de los centros escolares
K.-el uso del móvil con afán de distraer la atención en las aulas se señala con un peso del 13%
L.-masticar chicle en el transcurso de las clases está presente en el 31% de los centros escolares
M.-se despliegan afectos acompañados de obscenidades, con carácter de escandalosas en el 9% de los centros escolares

160.-Las fugas escolares con carácter de muy notables alcanzan los porcentajes del 0,63%, y con la singularidad de notables, el 2,54%

161.-Los equipos directivos tienen conocimiento de prácticas de matonismo acoso entre alumnos en el 23% de colegios e institutos

162.-Un 96,81% de los equipos directivos escolares se posicionan en actitudes de rechazo y reprobación del matonismo y acoso escolar
y añaden, que de ese considerable porcentaje, un 95%, aparte de reprobar el matonismo escolar, esta dispuesto a mediar e intervenir entre victimas y matones.

163.-Está verificado en la presente investigación de que en la medida que controlas comportamientos tramposos reduces desavenencias y por ende violencia.

164.- La relación comportamientos tramposos con violencia escolar se ha situado en el 25%, de modo que la neutralización/erradicación de un efecto cien con caracteres de violencia escolar se reduce a un 75%, sin más por el sólo hecho de controlar concretos comportamientos que afectan a aquel hecho violento singular.

165.-Las comunidades educativas que representan a los colegios públicos , privados concertados e IES han señalado en cada caso la cota de los comportamientos tramposos reflejados en los centiles 38, 39, y 38, respectivamente , posiciones , por evidente , moderadamente bajas , aunque con leves tendencias alcistas si no se interviene con controles adecuados o medidas preventivas , a fin de que aquellos no incrementen su intensidad y variedad , y afecten , por tanto , de manera grave a la convivencia escolar.

166.-En relación a los comportamientos tramposos, delictivos, incluso criminales, señalados por las comunidades educativas de colegios públicos, colegios privados concertados e Institutos de manera cualitativa en el marco de la escala correspondiente y bajo la atribución de naturaleza muy grave se destaca y concluye, entre varios contenidos, lo que sigue, a saber:

166.1.-los ataques sexuales están presentes en todos los ámbitos de centros, alcanzado mayores porcentajes en los colegios privados concertados, luego en los públicos, y por último en los IES. En los colegios privados concertados los ataques sexuales han sido denunciados en el 14,78% de los mismos.

166.2.- las actuaciones raciales se ubican más en los colegios públicos, en el 14,96% de los centros, luego en los colegios privados concertados, y por último en los IES.

166.3.- las intimidaciones y extorsiones tanto en colegios públicos como en privados concertados tienden a coincidir, alrededor del 15%, mientras que en los IES desciende al 7,14%

166.4.-hurtos y robos son también coincidentes en colegios públicos y privados, alrededor del 13%, mientras que en los IES desciende al 6%

166.5.-los enfrentamientos de alumnos con adultos y profesores en colegios públicos y privados concertados son coincidentes, alrededor del 15%, descendiendo al 6% en los IES

166.6.-falsificar, estafar son conductas más propicias en los colegios privados concertados que en los públicos e IES

166.7.-reñir con iguales es un comportamiento que se ha situado alrededor del 8% en los tres ámbitos escolares, aunque es en los IES donde esa conducta es más relevante.

167.-En este orden y desde la perspectiva de los comportamientos tramposos se destaca que no existen muchas diferencias entre colegios públicos y privados concertados, solo hay matices, aunque importantes y susceptibles de análisis mediatos, razón por la que se podría concluir una propuesta de hipótesis de trabajo, a saber: ¿ se mantiene o gana la red pública escolar cuando pierde calidad la red subvencionada escolar, o se mantienen equidistancias porque la violencia escolar todavía no ha hecho cuña suficiente para marcar diferencias en la red pública y privada?.¿Cuál sería la incidencia en las redes de los colegios públicos y en las redes subvencionadas de colegios privados concertados si aumentara el peso de la violencia quince puntos y se situara entre los centiles 52 al 57?

168.-Las fugas escolares no llegan a alcanzar la cifra y porcentajes de preocupante, por el contrario, se mueven alrededor del 5% tanto en colegios públicos como privados concertados, aunque se destaca y este si que es un dato que rompe la estructura y el equilibrio que en todos venimos observando, a saber, las fugas escolares alcanzan una calificación de notables en el 28% de los IES.

169.-El matonismo escolar y acoso entre iguales se manifiesta o está más presente en los colegios privados concertados ,alrededor del 22,4%, seguido de los Institutos de Secundaria , en el 23% de los mismos y por último en los colegios públicos en el 14,17 de los mismos.

170.-El profesorado dispuesto a intervenir y mediar entre matones y víctimas de manera proactiva y capaces de intervenir en programas definidos de mediación y negociación son los que siguen:

170.1.-en los colegios públicos el 62% de la plantilla, el resto queda inactivo o desmotivado frente a cualquier programa de intervención mediadora

170.2.-en los colegios privados concertados, el 73% de la plantilla, porcentaje fabuloso para promover campañas de mediación escolar.

170.3.-en los IES, sólo el 50% de la plantilla se ofrecería voluntario para realizar programas de mediación escolar, el otro 50% quedaría inactivo, desmotivado y ennichado para estas actividades solidarias.

171.-Que existen muchos bares en los alrededores de los colegios e institutos, donde los adolescentes consumen altas tasas de alcohol, sin significación en los espacios de los colegios públicos, en el 11% de los espacios de los colegios privados concertados y en el 4% de los IES

172.-Que se tiene constancia de la existencia de jóvenes violentos intregrados en bandas y tribus urbanas en los alrededores de los centros escolares, afectando este problema escasamente a los colegios públicos,
al 35% de los colegios privados concertados, y al 30% de los IES.


173.-Los comportamientos de naturaleza tramposas reseñados por el conjunto de los agentes educativos y en los diferentes ámbitos de la enseñanza primaria y secundaria se han situado en los siguientes centiles:

.-payasadas de carácter grave, centil 33
.-uso excesivo del móvil con afán de distraer la atención en las aulas, centil 21
.-masticar chicle en el transcurso de la clase, centil 37
.-vestir incorrectamente y de manera provocativa, centil 22
.-tirar basura en pasillos, aulas y comedores, centil 29

174.-De este conjunto de conductas tramposas, sólo las payasadas de carácter grave y masticar chicle en el transcurso de la clase, se deberían considerar a efectos de control y elaboración de programas de primeras advertencias y así posibilitar la correspondiente guía o protocolo de actuaciones en cada centro donde se manifiesten las mismas.

175.-Los comportamientos de naturaleza tramposa e infractora reseñadas por los agentes educativos en colegios e IES se han situado en los siguientes centiles:

.-reñir con iguales, centil 37
.-falsificar, estafar, centil 24
.-despliegues afectuosos acompañados de actos obscenos, centil 19
.-enfrentarse alumnos con adultos y profesores, centil 25
.-hurtar, robar, centil 28

176.-De este conjunto de conductas tramposas e infractoras sólo reñir con iguales debería ser considerada a efectos de control por cualquier programa de primeras advertencias que se gestionaran por los centros educativos

177.-Por último, los comportamientos tramposos, infractores y algunos delictivos y criminales, reseñados por agentes educativos en colegios e IES se han situado en los centiles que siguen:

.-intimidar, extorsionar, centil 26
.-graffiti, centil 19
.-actuaciones raciales, 22
.-posesión de armas blancas, centil 12
.-ataques sexuales, centil 7



178.-De este conjunto de conductas tramposas, infractoras y algunas delictivas debería ser considerada las intimidaciones y extorsiones, aunque sólo como referente si las señaladas anteriormente alcanzan significación para ingresar en la Guia de advertencias correspondiente.

179.-En cualquier caso, en la villa de Madrid debería tenerse en cuenta a la hora de elaborar un plan de actuación en los centros escolares sobre Manuales de procedimientos y actuaciones preventivas contra la violencia escolar el control de los comportamientos tramposos que siguen;

a) payasadas de carácter grave
b) masticar chicle en el transcurso de las clases
c) reñir con iguales
d) intimidaciones y extorsiones

180.-En el recorrido de los comportamientos tramposos se deduce que los mismos están situados en posiciones susceptibles de control y de intervención por las instancias educativas, sin necesidad de recurrir a medidas y actuaciones de choque , recomendando desde esta investigación aquellas soluciones de carácter preventivo en evitación de que las más destacadas no se implementen y en cualquier caso procurar, mediante estudios de campo o ubicación de “observatorios”, para que no surjan nuevos comportamientos tramposos, empujados por circunstancias y agentes extraños, que obliguen a reajustes y nuevas actuaciones.

181.-En cualquier caso y en línea de conclusiones se recomienda desde la investigación un programa de tolerancia 0 en colegios e institutos referente a los siguientes comportamientos presentes en la escuela madrileña, aunque su incidencia, como ha quedado verificado, sean mínimas, a saber:

a) ataques sexuales
b) posesión de armas blancas
c) actuaciones raciales
d) matonismo escolar






182.-En el proceso de la investigación han sido señalados , sin que tengan relevancia y menos, estadística, aparte de los indicados anteriormente citados, una serie de conductas tramposas y delictivas que pueden amanecer en la ventura de los tiempos que acaecerán, y reseñados por individuos “ocultos “ que han completado Guías azules pero que no han marcado en el cajetín correspondiente sus códigos y función escolar, y además, no se conoce desde que centro escolar fueron emitidas, pero que ahí están, susceptibles de surgir como fenómenos noticiables, y que deben ser considerados por expertos y administraciones competentes, a saber:

a) incendios premeditados de edificios, estructuras, vehículos o cosas
b) abusos o malos usos de ordenadores informáticos escolares
c) tráfico/consumo de medicamentos no expedidos por facultativos, sin prescripción médica.
d) activaciones de falsas alarmas de fuego, catástrofes, calamidades, etc
e) activación de informaciones falsas
f) provocaciones a la revuelta en aulas y dependencias escolares
g) exposición corporal de glúteos a otros (mooning) en lugares extraños a
la escuela, p.e, en las inmediaciones de instituciones y entidades recurrentes, entre otras, consejerías de educación, defensor del menor, policía municipal, etc
g) exposición indecente de órganos sexuales en aseos, pasillos y otras dependencias escolares
h) exhibición de armas blancas y objetos peligrosos, entre otros, aerosoles
i) activación de teléfonos fijos y móviles animando a convocatorias en lugares concretos para manifestarse; y beepers (busca personas)
j) transitar por lugares prohibidos en centros escolares o permanecer en sitios indebidos, sin autorización
k) incitar a la violencia contra determinados agentes educativos


l) divulgar información improcedente con el ánimo de perjudicar, difamar, calumniar, referente a los centros escolares y cualquiera de los colectivos que integran a los agentes educativos.
ll) fotografíar/tomar videos en actividades relacionadas con la escuela, con el ánimo de perjudicar, agraviar.
m) tomar videos de naturaleza ”bofetada feliz” orientadas a profesores, equipos directivos docentes, miembros del consejo escolar, concejales de educación , alumnos distinguidos, etc, para luego colgarlas en Internet o vender a medios de comunicación social.
m) vestir de modo obsceno y provocativo
n) usar, y mostrar iconos, señales, colores, figuras, propias de una tribu juvenil o pandilla callejera.
ñ) usar disfraces o ropajes que sirvan para encumbrarse
o) corrupción/prostitución de menores, singularmente entre colectivos procedentes de la migración reciente
p) crear ” listados de blancos “ o agentes educativos a eliminar a través de daños físicos directos y psicológicos.
q) abusar de productos químicos volatiles
r) organizar mooning en rutas transporte escolar, pase de trenes, y lugares extraños que sirvan de fondo a noticias de envergadura y protesta.















s) organizar y practicar apuestas en recintos escolares
t) portar, tener, entretener, animales domésticos o mascotas en los espacios escolares.
u) orinar y defecar en aulas, pasillos y demás dependencias
v) amenazar por SMS con mensajes violentos a través de móviles.
183.-Los centros escolares en evitación de comportamientos tramposos y delictivos, y con el afán de atajarlos deberían actuar con el siguiente modelo y en el recorrido de tres niveles que se proponen, siendo consciente de que el desarrollo combinado de esos niveles y las estrategias que incluyen pueden favorecer el logro de la convivencia escolar y obtener escuelas seguras, a saber:

.-preventivo, que implicaría programas, asesoramientos, consultas, generación y promoción de actividades deportivas como deportes sociales y servicios comunitarios, conocimiento de advertencias tempranas en cada centro escolar, programas de destrezas personales y habilidades sociales, programas asertivos y de simulación, etc.
.-programas de intervención secundaria, que integrarían identificación de riesgos, amenazas, puntos negros contingenciales y estructurales, en cada centro escolar, al mismo tiempo que se ponen en marcha sistemas de ayuda a alumnos en conflicto, etc
.-programas de intervención terciaria mediante exclusiones, suspensiones y expulsiones.










184.-Directivos escolares manifiestan que un 9% de los colegios e Institutos están situados en espacios próximos a bares y tabernas, donde menores y adolescentes consumen alcohol, dato que es ratificado por profesores que reseñan un 8% de centros, y un 11,51%, de los mismos, indicado por el colectivo de alumnos.

185.-Padres y madres de alumnos señalan la existencia con altas tasas de bares y tabernas donde consumen alcohol menores y adolescentes, concretamente en el 12,5% de los centros, y el 7% señalado por empleados escolares.

186.-Alrededor de los colegios públicos la densidad de bares y tabernas se mueve alrededor del 7% de los mismos, frente al 12% de los colegios privados concertados, y el 9% de los IES.

187.-En este orden cualquier medida que se adopte por la administración para controlar la presencia y consumo de alcohol de menores escolarizados en horas lectivas es una solución que denotaría prudencia y con repercusiones favorables a la convivencia escolar en los centros afectados por aquella proximidad.

188.-A la cuestión de si se trapichea con drogas y se trafica con estupefacientes en los espacios de alrededor y/o perimetrales de colegios e IES, los directivos escolares señalan afirmativamente en un 38% de todos los centros escolares de la villa de Madrid, dato que es reflejado por profesores que denuncian la existencia de tráfico de estupefacientes en las proximidades del 29% de los centros, porcentajes que disminuyen significativamente, al señalar el colectivo de alumnos aquel trapicheo próximo a los recintos escolares en el 21% de los centros educativos.

189.-Padres y madres de alumnos manifiestan, muy cerca de lo apostillado por los directivos escolares, que el trapicheo de drogas y tráfico de estupefacientes en los alrededores de colegios e institutos se mueve en el 32% de los centros, porcentaje muy próximo al señalado por los empleados escolares, que han reseñado la existencia de aquel tráfico de drogas en el 26% de los centros.



190.-Alrededor de los colegios públicos se trapichea con drogas y trafica con estupefacientes en el 17% de los colegios públicos, frente al 31% entre los colegios privados concertados (dato peligroso en el sentido de que afectará a la consideración de calidad de la red privada subvencionada por el Estado y las Administraciones Autonómicas), y un 23% entre los IES.

191.-A la cuestión de si se han detectado en las inmediaciones de colegios e institutos individuos que se integren en bandas juveniles , tribus urbanas y que con frecuencia intimidan o amenazan a las actividades docentes, los directivos escolares señalan afirmativamente en un 15,28% de colegios e Ies, dato que se eleva significativamente entre los profesores que señalan aquellas presencias juveniles intimidatorios en un 26% de los centros donde imparten enseñanza, y un 41% que reseñan los alumnos, dato éste a considerar en cualquier actuación preventiva que se considere por las administraciones competentes.
Padres y madres de alumnos ante la citada cuestión de presencia peligrosa y violenta de bandas y tribus juveniles urbanas manifiestan que aquellos jóvenes están presentes en los alrededores del 18% de los centros , porcentaje que se incrementa entre los empleados escolares que señalan la presencia eversiva de los jóvenes en un 29%.

192.-Alrededor de un 5% de los colegios públicos, bandas y tribus juveniles urbanas, con frecuencia intimidan o amenazan a las actividades docentes, frente a un 26% de los colegios privados concertados y un 32% en los IES


193.-Referente a indicadores de seguridad en los contornos escolares, resaltamos la cuestión de presencia y abundancia de basuras, suciedades y escombros, frecuentes en las inmediaciones de colegios e institutos, planteamiento que ha sido contestado afirmativamente en el 23% de los centros por el colectivo de directivos escolares, y también reseñado por profesores con la denuncia de abandono en las proximidades del 15% de los centros educativos, y el 14% del colectivo de alumnos.

194.-Padres y madres de alumnos señalan la presencia de basuras, escombros y suciedades próximas a los centros educativos en un 14% de los mismos, dato que se constatas por los empleados escolares que han apuntado el porcentaje del 12%

195.-Los alrededores con escombros, suciedades y basuras afectan al 21% de los colegios públicos, el 17% de los privados concertados, y el 14% de los IES.

196..-En función de los cuatro indicadores de inseguridad reseñados anteriormente y referentes a altas densidades de bares y tabernas ,donde menores consumen ingentes cantidades de alcohol ; trapicheo de drogas y tráfico de estupefacientes; presencia de jóvenes constituidos en bandas y tribus urbanas que intimidan la actividad docente; y abundancia de basuras y escombros en las inmediaciones de colegios e institutos , todos ellos auténticos parámetros que sirven para conocer la situación de los entornos escolares, al mismo tiempo que orientan sobre el modo en que pueden afectar a la convivencia /inseguridad , en su caso, entre los agentes educativos y ámbitos escolares y también , tipos de enseñanza, y concluir lo que sigue:

Constatar que existe una relación negativa entre ausencia de indicadores, por el celo, vigilancia activa, operatividad, e intervención de las administraciones competentes en seguridad, servicios sociales , cultura, fomento, etc, o ausencia de aquellos indicadores en los terrenos próximos a los centros escolares y favorecimientos de convivencia en los respectivos centros, desapareciendo las desavenencias e inseguridades entre agentes educativos y colegios e institutos.

197.-La actuación de los servicios competentes de la Administración en los contornos deben orientarse preferentemente por el siguiente orden que se propone, a saber:

197.1.se recomiendan intervenciones de carácter preventivo en evitación de que en los alrededores de los colegios e IES no estén presentes individuos que se integren en bandas o tribus urbanas juveniles que con frecuencia intimidan y amenazan a la actividad docente, dirigiendo las actuaciones de los cuerpos de seguridad, servicios sociales y demás prestaciones de recursos, con preferencia, primero, por su incidencia notable, en los entornos de los IES y segundo, por su alta incidencia, en los contornos de los colegios públicos concertados, y muy escasamente, en el ámbito de los colegios públicos, sólo en los casos que este indicador se manifieste.

197.2.-intervenciones de carácter preventivo en evitación de que en los alrededores de colegios e institutos no se trapichee con drogas ni se trafique con estupefacientes, eliminando cualquier punto negro contingencial y evitar que se transforme en estructural, en función del área de consumo escolar, y con atención prioritaria, por parte de los cuerpos de seguridad en el ámbito de los colegios privados concertados, que es el espacio escolar más victimizado en este parámetro, seguido de los IES, y por último, los colegios públicos .

197.3.-la abundancia de basuras, escombros y suciedades en los entornos es otro indicador a tener en cuenta por los servicios de limpieza competentes, aspecto que incide directamente en las sensaciones de autoestima colectiva y seguridad, por lo que se recomienda donde así se manifieste a su total erradicación, en aras de que afecta directamente a la asunción de convivencia en los recintos escolares.

197.4.- se debe intervenir en los barrios donde existan altas densidades de bares y tabernas, próximas a colegios e institutos, y en las que el consumo de bebidas alcohólicas por menores es sobradamente conocido, realizando controles acorde con la ordenanza municipal sobre expedición de bebidas alcohólicas a menores, y consumo en los establecimientos.

198.-Los colectivos ciudadanos han situado la media de los entornos escolares de los distritos de Madrid en puntuaciones que corresponde al centil 40.

199.-Se deduce por la consistencia de los datos que los entornos escolares de los distritos de la villa de Madrid tienden a ser moderadamente aceptables y facilitadores de convivencia y armonía ciudadana.

200.-Los entornos escolares de la villa de Madrid se han posicionado, por tanto, en el eje de la convivencia.

201.-Aquellos colectivos han instalado la media de sus sensaciones sobre la seguridad de los centros escolares próximos a su lugar de residencia, trabajo o vivencias en un centil 57.

202.-Los colectivos ciudadanos sienten que los niveles de seguridad que proyectan los centros escolares próximos a ellos es moderadamente alta.

203.-En este orden el colectivo de comerciantes han situado la seguridad estructural de los centros escolares en el centil 56; el colectivo vecinal ha puntuado, centil 59; las personas mayores, centil 58, y por último, el colectivo juvenil se ha posicionado en la más alta atribución de sensaciones de seguridad en los centros escolares, que corresponde a un centil 60.

204.-La seguridad estructural, por tanto, que proyectan los colegios cercanos a los ciudadanos se sitúan preferentemente en el eje de la convivencia, frente al eje de la violencia escolar.

205.-Puestas en relación las dos variables dependientes, entornos escolares y percepción de las seguridades de los centros docentes, mediante la correlación de Pearson, tras el producto de momentos, aquella se ha posicionado en -0,608, lo que significa una correlación negativa que indica lo que sigue, y tal vez sea éste uno de los hallazgos más interesantes de la presente investigación, formulada la misma a través de las siguientes afirmaciones, a saber:

a)”Que tanto menor sean las presencias y operatividades de indicadores que contaminan y perturban los entornos escolares, cuanto mayor serán la sensaciones de seguridad que proyectan los centros escolares en los ciudadanos”

b) “Si disminuyen los indicadores que afectan a los entornos escolares, aumentan las sensaciones de seguridad en los centros escolares”


c) Al menos en un 36% de los datos de esta investigación se ha evidenciado y constatado que cuando disminuyen presencias y operatividades de los indicadores que contaminan y perturban los entornos escolares en los barrios y distritos municipales de la villa de Madrid, aumentan las sensaciones y percepciones de los ciudadanos respecto de la seguridad de aquellos centros escolares, próximos a sus lugares de trabajo, residencia y ocio.

206.-Consecuentemente, la seguridad y convivencia escolar tienen que ver con la erradicación de los indicadores que perturban y contaminan los entornos escolares.

207.-En este orden se colige que cualquier actividad preventiva /operativa que realicen cuerpos policiales en la neutralización y /o erradicación de la presencia /operatividad de los indicadores que dinamitan los entornos escolares sirven, al menos en un 36%, para generar y promover seguridad y convivencia en los centros escolares.

208.-Este dato del 36% de relación entre reducción de indicadores de seguridad en los entornos escolares y aumento de la seguridad en los centros, es uno de los argumentos esenciales para que Centros escolares, equipos directivos, Consejos escolares , Administraciones educativas , Consultoras externas , Agentes Tutores, Servicios policiales de cualquier índole , servicios sociales y culturales, juntas municipales , y cualquier agente o instancia interesada puedan y deban coordinarse a fin de elaborar conjuntamente planes de actuaciones en los contornos escolares, singularmente en aquellos que han sido detectados y reseñados a lo largo de esta investigación.

209.-Los colectivos ciudadanos han señalado el peso y porcentaje que cada uno de los indicadores representa en las incidencias y afectaciones de los entornos escolares de la Villa de Madrid, a saber:

1º.-Detección por parte de los ciudadanos en las inmediaciones de los colegios
/institutos de individuos integrados en bandas y tribus urbanas juveniles, y que con frecuencia intimidan o amenazan a las actividades docentes, 28%
2º.-Trapicheo con drogas y tráfico de estupefacientes en los alrededores de colegios/institutos, 27%
3º. –Frecuentes restos de basura, suciedades y escombros en las inmediaciones de colegios /institutos, 26%
4º.-Abundancia de bares y tabernas alrededor de colegios /institutos, donde menores, adolescentes y jóvenes consumen altas tasas de alcohol, 18%,

210.-El colectivo de comerciantes manifiesta que el indicador que más perturba y contamina el entorno escolar es la abundancia de basuras y suciedad en las proximidades de los centros docentes , seguido de la presencia de individuos integrados en bandas y tribus juveniles.

211.-El colectivo vecinal expresa que el indicador mas contaminante y que
gatilla la violencia en los entornos escolares es la presencia de individuos
jóvenes integrados en bandas y tribus urbanas juveniles , próximas a los
recintos docentes, seguido del trapicheo de droga y tráfico de estupefacientes.

212.-Las personas mayores señalan que el indicador más amenazante es el
trapicheo de drogas y tráfico de estupefacientes en las proximidades de la
escuela, seguido de la abundancia de basura y escombreras.






213.-Los jóvenes manifiestan en primer lugar la presencia de individuos que constituyen bandas y tribus urbanas juveniles y operan en las tramas urbanas próximas a los colegios, pero muy seguido del trapicheo de drogas y abundancia de basura.

214.-Los espacios y tramas urbanas que constituyen entornos más conflictivos y violentos por la presencia y operatividad de sus indicadores (drogas, alta densidad de bares y tabernas, basura y presencia de bandas juveniles y tribus urbanas) coinciden en los distritos de Usera , Villaverde y Centro , por ese orden, y sensu contrario, el orden , la limpieza , la paz ciudadana , los contornos confortables se definen en los ámbitos de los distritos de Moncloa-Aravaca , Chamartín y Barajas.

215.-Los datos señalan un registro total de 1374 señalamientos atribuidos por los ciudadanos con referencia a comportamientos tramposos, hostiles, violentos presentes en los centros escolares, de los que tienen conocimiento, intuyen o saben por cualquier vía indirecta de comunicación, y que se reflejan en la siguiente distribución:

1º.-El 44%, graffiti
2º.-El 25%, enfrentamientos de alumnos con profesores
3º.-El 16%, actuaciones raciales
4º.El 10%, posesión de armas blancas
5º.-El 3%, ataques sexuales

216.-Los enfrentamientos entre alumnos y profesores son más manifiestos en los distritos de Villa de Vallecas, Fuencarral, Villaverde y Usera, por ese orden, y sensu contrario, no tienen significación e incidencia en los distritos de Moncloa-Aravaca, Chamartín y Barajas, por ese orden.

217.-Las actuaciones raciales sobre las que se expresan los colectivos ciudadanos consultados tienden a concentrarse de manera significativa en el distrito de Villaverde, mientras que en Moncloa-Aravaca no se ha producido ningún señalamiento respecto de este indicador.

218.-La posesión de armas, con cierta significación e incidencia, se centra en los distritos de Villaverde, Usera y Fuencarral y nada en Moncloa-Aravaca.

219.-La conducta delictiva de “ataques sexuales” significa un 3% de los señalamientos tramposos y criminales, resaltando entre todos los distritos, Usera, que representa y pesa en el ámbito de los distritos analizados el 33% de ese comportamiento criminal.

220.-Los entornos escolares son más conflictivos y violentos que las dependencias docentes,
y los centros escolares tienden a ser, aquí y ahora, los lugares mas seguros del barrio.

221.-Los colectivos ciudadanos consultados del distrito de Fuencarral manifestaron que los entornos escolares de los seis centros, objeto de la investigación, estaban situados en un centil 48, ligeramente por encima de la media del resto de distritos encuestados , y a una distancia de desviación a esa media de seis puntos por arriba, al mismo tiempo que han atribuido una calificación de seguridad estructural a sus centros de un centil 53, ligeramente por debajo, aunque con escasa significación de la media del resto de los distritos.

El trapicheo de droga y estupefacientes, así como la presencia de bandas y tribus juveniles urbanas son dos indicadores que afectan singularmente al entorno escolar, situados por encima de la media de los respectivos indicadores del resto de distritos; y junto con Carabanchel y Centro, es donde más señalamientos existen de tribus juveniles eversivas en las tramas urbanas y en el marco de los respectivos distritos.



Aquellos colectivos han señalado como más preocupante entre los comportamientos tramposos y hostiles propuestos los que hacen referencia, primero, a los graffiti, manifestada por un 83% , segundo, enfrentamientos de alumnos con profesores, expresado por un 48 %, tercero, actuaciones raciales con un 38%, posesión de armas blancas ,denunciado por un 30%, y ataque sexuales por un 13%.

222.-Los colectivos ciudadanos del distrito de Ciudad Lineal manifestaron sobre las tramas urbanas que contienen a los seis centros escolares que sus entornos estaban situados en una puntuación media correspondiente al centil 42,ligeramente superior a la media del resto de distritos , pero solo a dos puntos escasos, al mismo tiempo que establecieron la seguridad estructural de aquellos colegios e institutos, en un centil 53; y en relación a los comportamientos tramposos aquellos colectivos han atribuido a los graffiti como la conducta más relevante , manifestada por un 70%, seguida por la posesión de armas blancas , un 36%, y las actuaciones raciales que las denuncian un 35%. El enfrentamiento de alumnos con profesores lo manifiesta un 30%, y un “extraño” 10% dice sobre ataques sexuales.
El trapicheo de droga y sustancias estupefacientes es el indicador que de forma más notable afecta al entorno escolar de este distrito.

223.-Los colectivos ciudadanos del distrito de Latina interesados en la encuesta señalaron que el entorno escolar estaba situado en el centil 33, significativamente por debajo de la media de la distribución , y que la atribución de la seguridad estructural de los colegios/institutos por aquellos colectivos ha sido de 51,, coincidente con la media y referente a denuncia de comportamientos tramposos conocidos o inducidos en los centros de enseñanza aquellos colectivos indican los que siguen: graffiti un 73%; enfrentamiento de alumnos con profesores , un 37%; actuaciones raciales, un 26%, posesión de armas blancas un 13%, y nadie denuncia ataque sexuales.
En este distrito todos los indicadores de conflictividad en los entornos escolares se han situado por debajo de la media


224.-El entorno escolar del distrito de Centro fue situado por los colectivos ciudadanos en el centil 57, relativamente alto, y frontera con la violencia; mientras que la sensación de seguridad estructural de los colegios /institutos se ubicó en el centil de 56.
Las altas tasas de bares y tabernas y consumo significativo de alcohol por parte de menores, junto con altos consumos de drogas y presencia de tribus juveniles urbanas han sido señalados por los colectivos ciudadanos de manera notable y la presencia, para situar al entorno escolar en la frontería de la conflictividad hay violencia, a lo que se añade abundancia de basura y escombros en las tramas urbanas, presentes de manera excepcional.

En este distrito es donde más basura y escombro se concentra, seguido de Chamberí y Carabanchel; y con diferencia respecto de los demás distritos es donde más alta tasa de bares y tabernas existen, y también, presencia de bandas y tribus urbanas juveniles.
Los comportamientos tramposos y hostiles de los que conocían o se han hecho eco aquellos colectivos tienen su origen en graffiti, 68%, enfrentamiento de alumnos con profesores, 28%, actuaciones raciales, 28%, posesión de armas blancas,
25% y ataques sexuales, un 12%.


225.-El entorno escolar, según los colectivos ciudadanos del distrito de Chamberí, se situó en 36, correspondiente a un centil 45 y las sensaciones de seguridad estructural de los colegios/institutos resultaron favorables , en niveles del centil 59, espacios donde el graffiti fue el comportamiento tramposo más refutado por todos , por un 75%, luego, el enfrentamiento de profesores con alumnos, con un 36% ,después , actuaciones raciales el 31% , más allá , posesión de armas blancas con un 22% y un por último 10% , ataques sexuales.
Los indicadores de altas tasas de bares y tabernas, consumo de drogas y presencia de bandas y tribus juveniles, se situaron por debajo de la media, aunque la abundancia de basura alcanza valores notables.

226.-Los entornos escolares, según los colectivos ciudadanos del distrito de Carabanchel, se ubicaron en el centil 36, por debajo de la Media y en zona no agresiva, no favorecedora de violencia , y por más, las sensaciones de seguridad de los colectivos concernientes con los colegios/institutos es relativamente favorable, con un un centil de 60.
Los indicadores de consumo de drogas, presencia de tribus urbanas juveniles y abundancia de basura tienen señalamientos altos, cotejados con el resto de los distritos.
El graffiti, es al igual que en el resto de los distritos la conducta tramposa más rechazada por los colectivos, un 55%, luego, y del mismo modo que en el resto de distritos, el enfrentamiento de alumnos con profesores, un 25%, al que siguen actuaciones raciales, con un 25%, posesión de armas blancas, un 21% y un 10 por ciento, que señala ataques sexuales.

227.-Los colectivos ciudadanos del distrito de Chamartín, en su mayoría, manifiestan que los entornos escolares están ubicados en la armonía, orden, limpieza y asentados en terrenos firmes de paz y seguridad ciudadanas, con una puntuación correspondiente al centil en 15, y además que las sensaciones de seguridad respecto de los centros docentes correspondientes a sus tramas urbanas se han colocado en las puntuaciones más altas entre las obtenidas en la presente investigación, correspondiente al centil 61. Las actitudes y posicionamientos de los colectivos así lo corroboran al señalar sólo un 38% manifestaciones de refutación de graffiti, un15% respecto de enfrentamientos de alumnos con profesores, un 14%, de actuaciones raciales, un 10 % de posesión de armas, y nadie, por ataques sexuales.


228.-Los colectivos ciudadanos del distrito de Villaverde situaron el entorno escolar en una puntuación directa correspondiente al centil 64, que sitúa a este distrito en zona fronteriza con la conflictividad, por la incidencia y presencia operativa de algunos de sus indicadores, destacando entre ellos el trapicheo de drogas y consumo de estupefacientes, seguido de la abundancia de basura y escombros, y presencia de grupos juveniles vandálicos alrededor de los centros docentes. En este orden, el distrito de Villaverde, es el espacio urbano que tiene la cifra más alta del total de indicadores, tras Usera, en cada uno de ellos y todos, por encima de la media correspondiente.
Llaman a la atención las atribuciones otorgados por los colectivos ciudadanos a los entornos escolares y tramas urbanas próximas a los centros escolares Juan de la Cierva, centil 75, y Nuestra Señora del Carmen, centil 72, puntuaciones que limitan aquellos espacios en la frontera de la inseguridad y violencia.
No obstante, y ahí está una de las singularidades de la presente investigación, referente al señalamiento que hacen aquellos colectivos respecto de la seguridad estructural de los centros docentes calificando de aceptable, situándose este valor en el centil 52.
Villaverde , por demás , es uno de los distritos que más señalamientos han hecho los ciudadanos,140, conocidos e inducidos, en relación con comportamientos tramposos, hostiles y violentos , y referentes a la convivencia en los centros escolares, destacando entre ellos los que siguen, por su peso e incidencia, a saber:

1º.-Graffiti, un 39%
2º.-Actuaciones raciales, un 27%
3º.-Enfrentamiento de alumnos con profesores, un 19%
4.-Posesión de armas blancas un 14%, y
5º.-Ataques sexuales, un 0,47%


229.-Los colectivos ciudadanos del distrito de Vicálvaro han situado el entorno escolar en el centil 37, por evidente, debajo de la media, situándolo en niveles moderadamente aceptables, con unos indicadores bajos y sin incidencias suficientes para afectar a la inseguridad de las tramas urbanas .La media de los indicadores se ha colocado alrededor del primer cuartil lo que da idea de las bondades del distrito bajo las consideraciones del aspecto que venimos tratando.

Refuerza lo aludido anteriormente la alta puntuación lograda en la estructura de seguridad de los centros docentes, en la que los colectivos indican, por conocimiento directo o inducido que aquella en el centil 60, que coloca a este distrito como uno de los más seguros de esta segunda muestra.

Por demás, los colectivos ciudadanos de Vicálvaro, próximos a los centros docentes denuncian noventa señalamientos correspondientes a comportamientos hostiles, violentos y por el orden que sigue:

1º.-Graffiti, el 41%
2º.-Enfrentamiento de alumnos con profesores, el 30%
3º.-Actuaciones raciales, el 15%
4º.-Posesión de armas blancas, el 10%, y
5º. –Ataques sexuales, el 3%



230.-El entorno escolar del distrito de Villa de Vallecas se ha situado en el centil 42, interviniendo en esa posición el indicador de restos de basura, escombros y suciedades en las proximidades de los colegios, seguido del trapicheo de drogas y tráfico de estupefacientes.
En cuanto a las sensaciones de seguridad que tienen los ciudadanos referentes a los colegios próximos donde viven y residen, a través de conocimientos directos, inducidos o por línea de rumor, los datos manifestados por los ciudadanos confirman que son moderadamente aceptables, tras obtener una puntuación correspondiente al centil 56,aunque aquellos colectivos son los que más señalamientos han atribuido sobre expresiones de comportamientos tramposos en el ámbito escolar, en total 147, destacando entre ellos los que siguen :

1º.-Graffiti, el 42%
2º.-Enfrentamiento de alumnos con profesores, el 33%
3º.- Actuaciones raciales, el 13%
4º.-Posesión de armas blancas, el 7%
5º.-Ataques sexuales, el 3%


231.-Al igual que el distrito de Vicálvaro, los colectivos ciudadanos del distrito de San Blas han situado el entorno escolar en el centil 37, afectando a esta variable de manera muy directa la presencia de individuos que se integran en bandas , tribus urbanas y que con frecuencia intimidan o amenazan a las actividades docentes, , seguida del trapicheo con drogas y tráfico de estupefacientes en los alrededores de los colegios, sin que estos indicadores alcancen la consideración de auténticas amenazas , evidenciado por la situación media de indicadores posicionada en el centil 27, también coincidente con el registrado en Vicalvaro.
Aquellos colectivos tienen la sensación de que la seguridad de los colegios de su entorno es moderadamente alta, tras atribuir una puntuación correspondiente al centil 54

Los colectivos ciudadanos han señalado 93 comportamientos tramposos, hostiles, violentos, de los que tienen conocimiento directo o inducido, destacando entre ellos los que a continuación se mencionan:

1º.-Graffiti, el 52%
2º.-Enfrentamiento de alumnos con profesores, el 23%
3º.-Actuaciones raciales, el 12%
4º.-Posesión de armas, 7%
5º.-Ataques sexuales, el 3%



232.-Usera es entre todos los distritos analizados en la presente investigación el espacio urbano donde los colectivos ciudadanos han posicionado una de las más altas puntuaciones referentes a entornos escolares violentos, lo que significa un centil 70, que limita con la frontera de la violencia pura y dura .
Los motivos según los ciudadanos por los que esa puntuación ha alcanzado ese nivel tan peligroso se deben, entre otros, a la presencia y operatividad, en su caso, de los indicadores, singularmente el trapicheo con drogas y tráfico de estupefacientes en los alrededores de los colegios, seguido de individuos integrados en bandas, tribus urbanas y que con frecuencia intimidan o amenazan a las actividades docentes, y también por restos de basura ,suciedad y escombros en las inmediaciones de colegios e institutos.
Usera es también, entre todos los distritos analizados de la segunda muestra, el que ha obtenido la puntuación más baja en referencia a la seguridad estructural de los centros docentes, tras estimar los ciudadanos una puntuación, correspondiente al centil 47.

Los ciudadanos de Usera han constatado 138 señalamientos relacionados con actuaciones agresivas, comportamientos hostiles, conocidos directamente o inducidos por cualquier vía de comunicación, y que afectan a la convivencia escolar de los centros docentes, a saber:

1º.-Graffiti, el 41%
2º.-Enfrentamiento de alumnos con profesores, el 19%
3º.-Actuaciones raciales, el 16%
4º.-Posesión de armas blanca, el 14%
5º.-Ataque sexuales, el 11%

En relación a estos últimos datos debe ser considerado el hecho incuestionable de que en el ámbito escolar del distrito de Usera, junto con el de Villaverde es donde más señalamientos se concentran de actuaciones raciales, posesión de armas blancas, y ataques sexuales.


233.-Los colectivos ciudadanos del distrito de Moncloa-Aravaca, están en la opinión y sentimiento de que su distrito es uno de los más afortunados de la Villa de Madrid al atribuir una puntuación directas al entorno escolar de un centil 8, totalmente irrelevante, y que manifiesta entornos escolares pacíficos, ordenados, limpios, seguros, y sin incidencia de indicadores que puedan afectar de manera directa, al menos, aquí y ahora.
Paralela a esa paz ciudadana en las tramas urbanas próximas a colegios e institutos, la seguridad estructural, conocida o inducida por los colectivos ciudadanos se ha traducido en un puntuación soberbia, la más alta de los distritos de Madrid, correspondiente al centil 68, que limita con la frontera de notable.
Los ciudadanos de Moncloa –Aravaca han hecho el menor número de señalamientos de comportamientos tramposos, hostiles y violentos en el ámbito escolar, junto con el distrito de Chamartín, destacando entre ellos, muy a pesar de la reducida muestra de los mismos , los que a continuación se expresan: graffiti con 33 señalamientos, y 6 señalamientos , relacionados con enfrentamientos de alumnos con profesores.
Destacamos el hecho de que ningún ciudadano integrado en el comercio, mundo vecinal, persona mayor o joven ha señalado en el ámbito escolar comportamientos tramposos, hostiles o violentos que tengan que ver con posesión de armas blancas, actuaciones raciales y ataques sexuales.


234.-Los ciudadanos del distrito de Barajas han situado el entorno escolar en una posición muy confortable, que corresponde al centil 23, por debajo del primer cuartel, sin que ningún indicador se manifieste como señal de advertencia o futura amenaza.
En el mismo orden las sensaciones de seguridad que tienen los colectivos ciudadanos sobre la seguridad de los centros escolares del distrito es moderadamente alta, alcanzando el centil 62.
Se han constatado 65 señalamientos de conductas tramposas en el ámbito escolar, destacando entre ellas:

1º.- Cuarenta y seis señalamiento de graffiti, 71%
2º.-Catorce señalamientos de enfrentamientos de alumnos con profesores, total, 27%
3º.-Cuatro señalamientos referidos a actuaciones raciales, 6%
4º.-Dos señalamientos de posesión de armas blancas, 2%
5º.- y ningún señalamiento respecto de ataques sexuales
235.- Los equipos directivos docentes de los colegios públicos, privados concertados y de Institutos de enseñanza secundaria referente a soluciones y actuaciones que puedan servir, entre otras, para frenar la violencia o favorecer la convivencia, en su caso, manifiestan lo que sigue:

1º.-Que en el 93% de los centros escolares existen servicios de orientación escolar atendidos por psicólogos y/o pedagogos, dato que también reseñan los profesores, el 93%
En los colegios públicos existen un 80% de servicios de orientación escolar, en los privados concertados, en el 98%, y en los IES en el 89%, lo que evidencia un mayor equipamiento en estos recursos por parte de los colegios privados concertados frente a la red pública, y que por evidente puede dar un tono de calidad a la red privada escolar subvencionada por el Estado y las Administraciones Autonómicas.

2º.-Que el 68% de los centros escolares está vigilado continuamente por conserjes, bedeles y ordenanzas, dato que constatan los alumnos, también en el 68% de los centros.
Un 91% de los colegios públicos están vigilados continuamente por conserjes, bedeles y ordenanzas, y un 87% de los IES, frente a un reducido y extraño 74% en los colegios privados concertados

3º.-Que las fugas escolares con carácter de notables y muy notables se mueven alrededor del 2,54%, constatado por profesores con el 3,48%.Los alumnos manifiestan sobre esta cuestión que con carácter muy notable se producen fugas sobre el 2,30% de los centros escolares y pellas, sobre el 30,26%

Las fugas escolares en los colegios públicos de naturaleza muy notable o notable no se han constatado o no alcanzan significación estadística. Sin embargo en los colegios privados concertados las fugas alcanzan el porcentaje del 3,15%. En los Institutos las fugas escolares alcanzan el nivel de muy notable el 0,79%, y las fugas de naturaleza notable, o pellas, el 28%.

“La violencia escolar siempre es cosa de tres, y adopta, en consecuencia la forma de un triángulo, situándose en uno de sus lados el depredador, que es el verdugo, acosador y violento; en otro de los lados está la víctima, la figura más débil; y por último en el lado que resta se sitúa “el tercero” que es el más violento de todos, que se ubica en la expectación y que acompaña por siempre al verdugo en sus actuaciones para dar buena cuenta de sus hechos y hazañas a los demás que escuchan en audiencia atónita”

Juliodeantón







4º.-Que una gran mayoría de centros escolares, el 88%, promueve en el marco de su filosofía y diseño educativo formar y capacitar al profesorado para negociar y mediar en los conflictos escolares, dato aquél que ha sido constatado por los profesores, con un porcentaje del 84%, y por los alumnos, el 82%, y singularmente por parte de padres y madres de alumnos que con un 92% cierra el grado de confianza otorgada a los diseños educativos a efectos de preparar y capacitar a los profesores en técnicas de mediación escolar.

236.-Sólo un 13,37% de los centros escolares tienen contratado algún servicio de vigilancia privada

237.-En un 16,56% de centros escolares existen centralitas de seguridad

238.-En un 10,82% existe circuitos cerrados de televisión con cámaras monitorizadas que controlan zonas comunes, como pasillos, accesos, comedores, recreos, patios, etc

239.-En un 31% de los centros escolares existe un equipo de megafonías capaces de emitir mensajes a zonas comunes

240.-Un 94% de los centros escolares están conectados en prevención /evitación de situaciones críticas con empresas de seguridad

241.-Un 74% de los centros escolares tienen un plan o procedimiento de protección y emergencia

242.-El 81 % de los equipos directivos escolares están en la creencia de que si se aplicaran las cinco primera medidas académicas propuestas por ellos en esta investigación se neutralizarían /eliminarían las inseguridades y violencias en sus Centros, frente a un 68% señalado por los equipos docentes, y un 66% de los alumnos

243.-En el ámbito de los colegios públicos, en un 75% de ellos, se está en la opinión de que si se instrumentaran las cinco medidas académicas propuestas en el marco de los agentes educativos que integran la comunidad escolar, con las mayores puntuaciones se eliminarían o neutralizaría la violencia escolar, mientras que en los colegios privados concertados apuestan en un 71% y en un 64% para los IES

244.-El 50% de las comunidades educativas de los colegios públicos está en la opinión de que si aplicaran las cinco primeras medidas de seguridad propuestas en ese ámbito se neutralizaría la violencia escolar, frente al 59% de los colegios privados concertados y un 64% de las recomendadas en el espacio de los IES

245.-En el conflicto de elegir exclusivamente medidas/soluciones/actuaciones académicas y de seguridad , y combinación de ambas , los equipos directivos docentes de colegios e institutos apuestan un 97% por las medidas académicas, datos que constatan profesores,98%, alumnos,91%, padres /madres de alumnos, 97%, y empleados escolares, 96%

246.-Los agentes educativos concluyen y recomiendan las siguientes actuaciones académicas para frenar /neutralizar la violencias escolar, en primer lugar, y elegido este puesto por alumnos, profesores, equipos directivos docentes, ampa y empleados escolares, “compromiso del equipo directivo para atajar la indisciplina”, y en segundo lugar, “reglamentar las conductas tramposas”; y sensu contrario, los agentes educativos rechazan cualquier solución que pase por la promoción de juegos escénicos de agresores-víctimas.

247.-Entre las medidas extraacadémicas y referentes a soluciones de seguridad activa y pasiva, los agentes educativos señalaron como mejor remedio para frenar y controlar a la violencia escolar el aprendizaje por parte de los equipos directivos, profesores y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación del matonismo escolar y riñas tumultuarias; y sensu contrario, rechazo absoluto a cualquier solución que venga de registros por comisionados de empresas de seguridad en los accesos de colegios e institutos, instalar cámaras monitorizadas en dependencias e instalaciones escolares .

248.- Consecuentemente, las actuaciones, medidas, soluciones, tanto académicas como de seguridad que proponen los agentes educativos para frenar, erradicar a la violencia escolar, empujándola hacia atrás, obligándola a su reclusión entre los diez primeros centímetros (1-10 centiles) pasan por tres ejes, a saber:

248.1-Compromiso de los equipos directivos escolares para atajar la indisciplina en colegios e institutos, elegida esta variable en primer lugar entre las once propuestas y con las puntuaciones directas más altas por parte de todos los agentes educativos consultados.

248.2.-Reglamentar las conductas tramposas (elegida en segundo lugar por los agentes educativos)

248.3.-Aprendizaje por parte de equipos directivos escolares, profesorado, y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas de evitación de matonismo, acoso escolar y riñas tumultuarias.


249.-Constituyen actuaciones, soluciones o medidas catastróficas, tanto académicas como de seguridad, y que pueden conducir al fracaso de las mismas y consigo a las administraciones y servicios que las pongan en marcha, por los enormes costes y recursos que representan y derivan, y que en estos momentos repercuten en las arcas, todas aquellas que con la intención de frenar, erradicar, o recluir a la violencia escolar fomenten o promuevan las actividades y/o actuaciones que a continuación se mencionan:

249.1.-Favorecer juegos escénicos de agresores/víctimas (situada en último lugar, por tanto descalificada, entre las propuestas por alumnos, padres/madres de alumnos, y empleados escolares)

249.2.-Proveer tarjetas de identificación a todos los agentes de la comunidad escolar (situada en último lugar, por tanto descalificada, por los equipos directivos docentes y claustros de profesores)

249.3.-Registrar a través de comisionados de empresas de seguridad los accesos a colegios e institutos, a fin de que no se introduzcan armas, pornografía, textos racistas, o cualquier manifiesto y pancartería que inciten a la violencia(situada en último lugar, por tanto descalificada , por equipos directivos docentes, profesores y empleados escolares)

249.4.-Instalar cámaras monitorizadas en las instalaciones escolares, entre otros: comedores, gimnasio, pasillos, recreos, aulas, etc(situado en penúltimo lugar de las once propuestas por equipos directivos docentes y empleados escolares)

249.5.-Ocupar a maestros, profesores, tutores, adultos, preferentemente en programas de mediación escolar o en prácticas de negociación de conflictos escolares.


250.-Los alumnos requieren con prioridad una medida de seguridad para frenar la violencia que pudiera venir del contorno que consiste en situar en los accesos a los colegios e institutos a comisionados de empresas de seguridad a fin de impedir el acceso a individuos violentos, integrantes de bandas juveniles y tribus urbanas, no identificados como alumnos de los centros escolares.

251.- Los alumnos están en la creencia de que cada dos profesores, uno de ellos, rechazará y reprobará el matonismo y acoso escolar, y el otro se volverá de espalda o se desentenderá del asunto o problema, añadiendo que sólo un 40% del profesorado que reprobó será proactivo frente a aquellas conductas matonas y de acoso, mediando entre matones y víctimas, es decir sólo serán operativos en esta línea un 20% de los equipos docentes.


252.-En los IES , afecta a las desavenencias la ausencia de actuaciones exclusivamente académicas que favorezcan el entendimiento y la negociación de los conflictos escolares , acompañadas aquellas con el cuidado del entorno escolar, a efectos de que no se malogre, por su incidencia en las aulas .

253.-Las actuaciones académicas que proponen los diferentes colegios e Institutos se mueven en los esquemas que siguen, a saber:

253.1.- los colegios públicos se han decidido por atajar la indisciplina, tarea que señalan a los equipos directivos docentes, y reglamentar las conductas tramposas.

253.2.-los colegios privados concertados han resuelto en primer lugar la propuesta de atajar la indisciplina escolar, desempeño que ponen en manos de los equipos directivos docentes, y en segundo lugar atender a las víctimas escolares a través de dotaciones de teléfonos de apoyo y antipánicos y promover programas asertivos.

253.3.-los IES, coinciden con los colegios públicos y concertados al apostar como primera medida académica el atajar la indisciplina, y en segundo lugar, elevar a los alumnos a programas de negociación en conflictos escolares y en mediación, proponiendo extrañamente como tercera propuesta, juegos escénicos de agresores/víctimas.

254.-Son actuaciones académicas que probablemente pueden fracasar según los ámbitos, las que siguen:

254.1.-en los colegios públicos aquellas que sean programadas en calidad de juegos escénicos entre agresores y víctimas, y proveer de tarjetas a todos los integrantes de la comunidad para acceder, permanecer en aulas y recorrer las instalaciones de los centros escolares.

254.2.-en los colegios privados concertados aquellas actuaciones dirigidas a juegos escénicos entre agresores/víctimas, y provisión de tarjetas para acceder y permanecer en los centros.


254.3.-en los IES aquellas actuaciones que pretendan crear voluntariados de padres para generar buenos climas, provisión de tarjetas para acceder centros, realizar programaciones de asertividad con las victimas escolares y participar en cualquier programa de simulación para víctimas escolares.

255.-Entre las medidas de seguridad que proponen los diferentes centros escolares destacan las que siguen, y acorde por sus señalamientos de mejor y más eficaces, a peor e ineficaces, a saber:

255.1.-en colegios públicos, privados concertados e IES la propuesta más elegida y única , capaz de frenar desavenencias o prevenir comportamientos a seguir ante situaciones conflictivas en la escuela y que alcanzó las máximas puntuaciones fueron aquellas reseñadas y referentes a aprendizajes por parte de equipos directivos docentes, profesores y alumnos de procedimientos y actuaciones preventivas en evitación de matonismo escolar, riñas tumultuarias y prácticas de secuestro escolar, esta última descartada en los IES.

255.2.-propuestas descartadas, descalificadas, incapacitadas para proyectarlas como soluciones, aquí y ahora, de seguridad en los centros escolares y que su aplicación o instalación pueden conducir al fracaso
son las que siguen:

.-en colegios públicos situar comisionados de seguridad para controlar accesos a los colegios e instalar cámaras monitorizadas en patios, pasillos, aulas, servicios, comedores, gimnasios y resto de instalaciones escolares

.-en colegios privados concertados instalar vallas y con más alturas los perimetrales de los colegios, y emplazar cámaras monitorizadas en pasillos, comedores, aulas, servicios, gimnasio, comedores, etc

.-en los IES han sido descartadas todas las medidas de seguridad activa y pasiva

256.-En síntesis las comunidades educativas de los colegios públicos, privados y concertados propones dos ejes de actuación para frenar y reducir la violencia escolar, presente en los mismos, aunque con escasa incidencia, a saber:

256.1.-atajar la indisciplina a través de los equipos directivos docentes, controlando los comportamientos tramposos y gestionar un programa de tolerancia sobre los mismos.

256.2.-aprendizajes de procedimientos y actuaciones preventivas por parte de los agentes educativos en evitación de matonismo escolar, riñas tumultuarias y secuestros escolares

257º.-Se constata en los distritos que constituyen la almendra* lo que sigue:

.-que las soluciones, actuaciones y medidas académicas en los colegios públicos pasan por la generación de compromisos de los equipos directivos docentes en atajar la indisciplina, seguido de la reglamentación de las conductas tramposas, decisiones que comparten en el mismo orden y casi con igual peso, los colegios privados concertados, y también los IES, aunque con las matizaciones de que sólo es puntuada a nivel de aprobado ramplón aquella medida de atajar la indisciplina escolar por los equipos directivos docentes, y añadir que las demás propuestas, en número de diez no han alcanzado la nota de aprobado, descartándose con la nota de 2,11, los juegos escénicos de agresores/victimas.


*almendra: Distritos; centro, arganzuela, retiro, salamanca, chamartín, Tetuán y chamberí.


258.-Se constata en los distritos que constituye el primer cinturón* lo que sigue:

.-que las soluciones, actuaciones y medidas académicas en los colegios públicos pasan por la generación de compromisos de los equipos directivos docentes en atajar la indisciplina , con una puntuación media de 7,80, en una escala de 1-9, seguido de la reglamentación de conductas tramposas con una puntuación de 6,28, datos que corroboran los colegios privados concertados al señalar la puntuación de 6,83 para la solución de generar compromisos entre los directivos escolares para atajar la indisciplina, seguido de la creación de un voluntariado de padres con la puntuación media de 5,69. En los IES, la solución de generar compromisos entre los equipos docentes para atajar la indisciplina alcanza puntuaciones inéditas, de 8,00, de media, seguida de la reglamentación de conductas tramposas con 6,27 de puntuación.


*Distritos de Fuencarral-El Pardo, Moncloa-Aravaca, Latina, Carabanchel, Usera, Puente de Vallecas y Moratalaz.


259.-Se constata en los distritos que constituyen el cinturón de abroche* de los distritos de la villa de Madrid, lo que sigue:

.-que las soluciones, actuaciones y medidas académicas en los colegios públicos pasan, al igual que en el resto de agrupamientos citados, por la generación de compromisos de los equipos directivos docentes para atajar la indisciplina, con una puntuación media alta, siete, notable, y con unos discretos aprobados aquellas referentes a crear voluntariados de padres que colaboren a generar buenos climas en la escuela, seguido de la promoción de debates entre agresores y victimas, supervisados por los equipos directivos escolares.

En los colegios privados concertados las soluciones académicas para frenar la violencia no alcanzan puntuaciones significativas, destacando sólo un aprobado, con 5,43, puntuación muy discreta para señalar la solución de genera compromisos entre los equipos directivos docentes para atajar la indisciplina.

En los IES, las soluciones académicas pasan por la promoción de juegos escénicos de agresores/víctimas, con una puntuación sólida de 7,14, seguida de participación de alumnos en círculos de calidad para solucionar problemas, lanzándoles como negociadores en los conflictos que se presenten entre alumnos, con una puntuación de 6,06 y por último generar compromisos entre los equipos directivos docentes para atajar la indisciplina, con una puntuación de 6,00.


*Distritos de Ciudad Lineal, Hortaleza, Villaverde, Villa de Vallecas, Vicálvaro, San Blas y Barajas







260.-Los directores de centros escolares a la cuestión de si los colegios e institutos que dirigen pretenden entre sus objetivos el cuidado y mantenimiento de conductas respetuosas entre sus alumnos, la respuesta fue sonoramente afirmativa, cercana al 100%, reiterándose la misma respuesta entre los profesores, y en el 95,05%, los alumnos. Padres y madres de alumnos, y empleados escolares colocaron sus respuestas al ciento por ciento.

La cuestión, por evidente, no merece análisis ni reflexión alguna, sólo sentar el principio de que en los colegios e Institutos de la villa de Madrid se pretende el cuidado y mantenimiento de conductas respetuosas entre los alumnos, constituyendo ese respeto mutuo entre escolares uno de los valores más codiciados por los agentes educativos y las comunidades educativas.

261.-Los directores de los colegios públicos, privados concertados e IES ante la cuestión de si los centros que ellos dirigen pretenden brindar ambientes serenos y tranquilos, donde los alumnos desarrollen el máximo potencial académico, emocional y social, contestan afirmativamente un 99,36%, porcentaje abrumador, que no merece comentario alguno, cifra que es constatada por los profesores con un 96,15%, y por un 96,05% de los alumnos.

262.-Agentes educativos como padres/madres de alumnos, ante la misma cuestión se lanzan con el 97,79 % y los empleados escolares al copo del 100%.

263.-En consecuencia el principal valor a conseguir en aras de la convivencia escolar de los centros escolares de Madrid es la consecución de buenos climas, donde reine la serenidad y la tranquilidad, y ese es el propósito de logro de todos y cada uno de los agentes educativos. Otra cuestión es conseguirlo, pero al menos la intención es soberbia y sorprendente por el volumen de los porcentajes y la concurrencia de los mismos, sin saltos, hecho que se confirma cuando los datos de colegios públicos, privados concertados e Institutos cantan , siguiendo la misma línea de saturación próxima al 100%.

“La violencia escolar se manifiesta a través de cualquier comportamiento que atropelle fines, valores y objetivos de las comunidades escolares, y también la agresión que se realice al clima de respeto que debe reinar en las aulas y transporte escolar, y todas aquellas conductas que pongan en peligro cualquier intento de la escuela para verse libre de amenazas contra las personas que estudian, enseñan, trabajan y colaboran en los recintos y rutas escolares, y del mismo modo la violencia escolar se expresa a través de cualquier conducta individual o de grupo que causen daño a las propiedades y provoquen perturbaciones y desordenes en la vida académica”
Juliodeantón
264.-A la cuestión de si la seguridad del alumnado es prioridad fundamental en los colegios e IES, los directivos escolares contestan que sí, el 93%, de la misma manera el 84% de los profesores, y también el 71% de alumnos.
Los padres/madres de alumnos se mueven, al igual que los directores, en porcentajes muy altos, el 96%, igual que los trabajadores escolares, el 92%.

265.-En consecuencia, además de la pretensión de logro por cuidar y mantener conductas respetuosas entre alumnos, brindar ambientes tranquilos y serenos, en porcentajes excepcionales, y situados como objetivos prioritarios por todos los agentes educativos, se añade otro valor de singular interés para la convivencia escolar, la pretensión de logro por parte de todos los agentes educativos en la promoción de sensaciones de seguridad en los recintos escolares.

266.- No obstante, existe un 18% de los centros escolares de la villa de Madrid, donde el valor esencial de la seguridad del alumnado no es prioridad fundamental en los colegios e institutos.

267.-Los equipos directivos docentes de los colegios públicos, privados concertados e IES manifiestan lo que sigue respecto del nivel de instalaciones y recursos escolares que contribuyen a facilitar la convivencia escolar en los ámbitos docentes, a saber:

.-La limpieza y seguridad de los pasillos, bajo la estimación de, notables y excepcionales alcanza el porcentaje del 85% de los centros, dato que se desinfla con el 71%, según los profesores, y un 63%, según los alumnos.

268.-Los alumnos reseñan que la limpieza y seguridad los pasillos es desfavorable y muy desfavorable en un 11 % de los colegios e Institutos de la villa de Madrid.

269.-En los colegios públicos las sensaciones de limpieza y seguridad en los pasillos alcanza la cualificación de tolerables un 39%, notables, un 49% y excepcionales un 5,51 %.

270.- En los colegios privados concertados las sensaciones de limpieza y seguridad en los pasillos alcanzan la calificación de tolerables el 10, 75%, notables, el 62%, y el 16,31%, en la consideración de excepcionales, de lo que se deduce que en el terreno de la limpieza, como ocurre con el porcentaje superior de servicios de orientación escolar instalados en cada centro, la red privada escolar subvencionada gana a la red pública escolar, prestigiando así su calidad.

271.-En los IES las sensaciones de limpieza y seguridad en los pasillos alcanzan la calificación de desfavorables el 3,71%, tolerables, el 40%, notable, el 41%, y excepcionales, el 3,17%

272.-Las sensaciones de limpieza y seguridad en los pasillos están más presentes en la red privada escolar concertada que en la red pública y además el porcentaje de centros bajo la consideración de excepcionales es muy superior entre aquellos colegios privados concertados que en colegios públicos e IES, estos últimos los mas desafortunados en los valores que venimos describiendo.

273.-En relación a si los patios de recreo son seguros, los directores de Colegios e Institutos, reseñan que en un 7% de los mismos no son seguros, y en un 10,13%, señalados por profesores, y un abultado 29% de aquellos centros según los alumnos.

274.-Un 12% de los colegios públicos reseñan inseguridad en sus patios de recreo, mientras que en los colegios privados concertados bajan a un 7,59%(otro dato de calidad a añadir respecto de la red pública escolar), y un escaso 5,55% en los IES.

275.-Un 11,46% de los directores escolares de colegios públicos, privados concertados e IES manifiestan que un 11,46% de las instalaciones deportivas son inseguras y además con riesgos y donde pueden producirse algunas conductas tramposas. Los profesores han reseñado que la inseguridad de aquellas instalaciones deportivas llegan al 17%. Los alumnos elevan esos porcentajes a niveles de de inseguridad serios, el 36%, y los empleados escolares en el 14,28 de las mismas.

276.-Por ámbitos escolares los colegios públicos reseñan que un 33% de las instalaciones deportivas son zonas de riesgo y además espacios donde pueden producirse conductas tramposas. En los colegios privados concertados se reduce aquel porcentaje de los públicos al 10,12%, y en los IES aquella inseguridad alcanza el porcentaje del 20%.

277.-Consecuentemente con lo aludido anteriormente se evidencia el hecho de que las instalaciones deportivas pueden ser declaradas (previo estudios e informes analíticos realizados por Consultoras externas, acompañados de agentes educativos comprometidos en cualquier plan de actuaciones que se proponga por las direcciones de los centros) como zonas negras, susceptibles de generar puntos negros contingenciales y estructurales, lugares donde se concentren primeras advertencias, primeras amenazas y un conjunto de comportamientos tramposos a controlar, y con mayor razón en los colegios públicos, seguido de los IES, y por último en los colegios concertados. Luego es conveniente vigilar estas dependencias escolares sea por profesores, preceptores educadores, bedeles, cámaras monitorizadas, comisionados de empresas de seguridad, etc, y contemplar los correspondientes castigos, según la gravedad, intencionalidad de las infracciones, en reglamentos consensuados.

278.-Los directores escolares reconocen que en un 7% de los centros escolares, los comedores son inseguros; estimación que se incrementa entre los profesores, que elevan aquel registro al 18 %, y los alumnos al 30%.Los padres y madres de alumnos reseñan la inseguridad en los comedores en un 18%, y los empleados escolares en un 15%.

279.-Por espacios escolares, entre los colegios públicos la inseguridad en los comedores se ha situado en el 20% de aquellos; en los centros privados concertados, se reduce al 6,32%, y se incrementa notablemente en los IES, donde la inseguridad en los comedores alcanza el porcentaje del 34 % de estos centros.

280.-Luego los comedores escolares, acorde con los datos aportados, pueden ser declarados como zonas negras (previo análisis de Consultora externas y asistida por los agentes educativos que indiquen las direcciones de los centros), susceptibles de generar puntos negros contingenciales y estructurales, que requerirán, en su caso vigilancia activa y pasiva, así como determinadas gestiones y tratamientos finos y rigurosos, según la concurrencia de alumnos, edades de los mismos, fechas, y cualquier variable interviniente que interese analizar, y especialmente en el terreno de los IES y colegios públicos.

281.-Un 26 % de colegios públicos, privados concertados e IES, según los equipos directivos docentes no tienen un plan o procedimiento de protección y emergencia, dato que constatan en el 25% de los casos, los profesores, y el 30%, los alumnos.

282.-Un 13% de los colegios públicos no tiene un plan o procedimiento de emergencia y protección, frente a un peligroso y sorprendente 28 % de los colegios privados concertados (aquí se observa cierto abandono o deterioro de los concertados frente a los colegios públicos por esta actuación tan importante en los centros escolares, y que a lo largo de los informes venimos constatando). En los IES no existen planes de emergencia y protección en el 15 % de los mismos.

283.-Y en el caso de que existieran planes o procedimientos de emergencia y protección en los centros escolares de la villa de Madrid, el nivel de actualización de los mismos es el que sigue:

.- según los equipos directivos escolares, el 67 % de los centros
.-según los profesores, el 72%
.-según los alumnos, el 56%
.-según los padres/madres de alumnos, el 68%
.-según los empleados escolares, el 62%
.-según los colegios públicos, el 73%
.-según colegios privados concertados, 71%
.-según IES, 72%

284.-Consecuentemente desde el diseño de cualquier plan de emergencia y protección elaborado se deduce que la mayoría de los agentes educativos integrantes de la comunidad escolar han señalado que alrededor de un 30% de los centros escolares han dejado de ser operativos para dar las respuestas procedentes que se esperaban de ellos y que requieren, por evidente, de nuevos tratamientos y precisiones, en función de circunstancias novedosas y agentes intervinientes que contribuyen de continua a la modelación de la convivencia/violencia escolar.

En este aspecto alumnos, padres/madres de alumnos y empleados escolares son los agentes educativos que más inciden en la necesidad y urgencia de actualizar los planes de emergencia y protección en los recintos docentes.

285.-Entre las circunstancias que pueden gatillar la incipiente violencia escolar, presente en los colegios e institutos de la villa de Madrid, destacan, de mayor a menor incidencia los que siguen;

285.1.-Ausencia o ineficacia de controles, por parte de los equipos directivos docentes y claustro de profesores, de comportamientos tramposos, singularmente tres de los quince propuestos en la investigación: ataques sexuales, actuaciones raciales y xenófobas , y las intimidaciones y extorsiones, comportamientos criminógenos a los que se debería declarar tolerancia 0, medida que consideramos imprescindible, de inicio, y a esperas de resultados, la más prudente, instrumentada aquella medida radical a efectos de detenerla, y recluirla y no permitir que se revuelva y con el tiempo a su favor se transforme en segundas, terceras violencias, alimentando así un ciclo que se puede ir de las manos y descontrolarse.

285.2.-Ausencia o ineficacia en la gestión y tratamiento de medidas académicas y de seguridad, muchas veces no cumplimentando lo que el sentido común y la prudencia obligan, y otras, haciendo lo que cualquier experto considera no aconsejable, p.e., confiar cualquier plan de mediación y negociación escolar en maestros y profesores, frente a la alternativa de situar al frente de estos programas a los alumnos.

285.3.-Ausencia de proyectos educativos en los centros escolares que generen estilos de vida y que alimenten valores aceptados por la comunidad escolar y la sociedad , reflejados en la Constitución, donde reinen el diálogo, la participación, solidaridad, y el respeto activo de la diversidad , reflejados estos y demás valores consensuados en los reglamentos respectivos de los centros escolares.

285.4.-Inexistencia o deterioro de instalaciones estructurales, recursos y servicios, en su caso, suficientes para degradar la calidad de vida en las aulas y dependencias, de modo que sirvan para generar climas degradantes, capaces de deteriorar las relaciones docentes y de armonía en colegios e institutos.

285.5.-Deterioro del contorno escolar por ausencia de actuaciones preventivas sobre indicadores de inseguridad, como es el caso de trapicheo de drogas y estupefacientes, presencia de bandas y tribus juveniles urbanas, alta densidad de bares y tabernas, y exceso de basuras y escombros, muy próximas a colegios e institutos.

286.-La circunstancia que más favorece la implantación de la violencia escolar y su desarrollo progresivo, deslizándose la misma sobre los centímetros del metro, coincide, según los agentes educativos, en la ausencia o ineficacia por parte de los equipos directivos en atajar la indisciplina en las aulas y dependencias escolares, consintiendo y tolerando comportamientos tramposos como es el caso reiterativo de uso de móviles en el transcurso de las clases, mascar chicles, vestir incorrectamente, mostrar afectos acompañándolos de obscenidades escandalosas, etc, y criminales, como es el caso aludido anteriormente de xenofobia, ataques sexuales, intimidaciones y amenazas, junto a prácticas de matonismo y acoso escolar.

287.-A la cuestión de si tuvieran la ocasión de certificar la seguridad de sus colegios e institutos, a nivel estructural (cerramientos, vallas, equipamientos, planes de emergencias, prestaciones de seguridad, etc), la calificación de cada uno de los agentes educativos en términos de tolerables, notables y excepcionales fueron las que siguen, a saber:

.-Alumnos…………………82%
.-Maestros/profesores….86%
.-Equipos directivos
docentes ……………….95%
.-Padres, madres de
alumnos……………….93%
.-Empleados escolares..86%

288.-No prohíben pegatinas que lancen mensajes discriminatorios, violentos, racistas, etc
.-según los alumnos, en el 23% de los centros escolares
.-según profesores, en el 15%
.-según los equipos directivos, en el 17%
.-según padres/madres de alumnos, en el 15%
.-según los empleados escolares, en el 5%

289.- Los alumnos de los colegios públicos, privados, concertados e Institutos de la villa de Madrid, con edades comprendidas entre doce y veinte años, consultados sobre convivencia/violencia escolar, han contestado al nivel del 96,05 % que los centros escolares ,entre sus objetivos pretenden el cuidado y mantenimiento de conductas respetuosas entre los alumnos, al mismo tiempo que los proyectos educativos brindan ambientes serenos y tranquilos ,donde desarrollar al máximo los potenciales académicos ,emocionales y sociales.

290.- Nadie del colectivo de padres/madres ha señalado como muy desfavorable la seguridad de los colegios/institutos, mientras que un 5,14% han sido certificado de excepcionales. El sumatorio de criterios tolerables, notables y excepcionales alcanzan a la posición del 93%, dato muy relevante porque redunda las percepciones que tienen los colectivos ciudadanos en los contornos escolares, situado también en esas cotas, confirmando , aquí y ahora, que colegios e institutos son los lugares más seguros del barrio.




291.- Según los padres de alumnos un 14,70% de centros escolares en sus reglamentos no prohíben pegatinas, que lancen mensajes discriminatorios, irrespetuosos, racistas, violentos o que distraigan la atención, capaz de interferir el ejercicio de la docencia.

292.-Tanto Colegios Públicos como Privados concertados están satisfechos, y muy satisfechos de la seguridad estructural de sus recintos y de la seguridad que existe en sus instalaciones, mientras que los IES estiman de tolerables un abultado porcentaje del 46,03

293.-Mientras que en los colegios públicos y privados concertados se mueven alrededor del 8% de no prohibir pegatinas que lancen mensajes discriminatorios ,racistas ,violentos o que distraigan la atención docente y no insertarlo en sus reglamentaciones, en los IES esa actitud se contempla en el 20% de los Institutos.





































FE DE ERRATAS




17.2.- Por el 23% de los profesores

73.2 .-Aprendizaje

91.-Hasta el 2,84% en la consideración de muy notables y notables

132.-E.- 4,76%

134.- Se tiene conocimientos de prácticas de matonismo escolar y acoso entre alumnos en el 23 % de los IES.

145.- Se tiene conocimiento de prácticas de matonismo o acoso entre alumnos en el
14% de los colegios públicos ………22% de los colegios privados/concertados
……y 23% de los IES.

148.- Muy notables en el 0,79% de los centros escolares y notables en los IES, que
alcanza al 27, 77% de los mismos.

168.- Del 3% en la consideración de muy notables y notables.

169.- Se tiene conocimiento de matonismo escolar……………

Ficha técnica, muestra a ) mil noventa agentes educativos encuestados.

julio de anton

maestro nacional, profesor de Instituto, Profesor Numerario Psicología Criminal en la Escuela General de Policía, Conferenciante sobre prevención delincuencia juvenil en España, Italia(Mesina), Francia(París , Saint Cloud), Méjico, Preceptor de SAR el Principe de Astutias, 1975-1982, Director General Seguridad Comunidad de Ceuta 1997-1998,historiador , trece libros publicados sobre contenidos diversos , entre otros , Juventud Dificil y Delincuencia Juvenil, Dinámica de Grupos , Antón 78, Factores que promueven la violencia en el deporte, etc, Comisario en segunda actividad del Cuerpo Nacional de Policía, Consultor General de C7 en Seguridad y Convivencia Escolar.